Este contenido es exclusivo para suscriptores

Suscríbete por 4,95€ al mes y disfruta de todos los contenidos de El Diario Vasco

logo-correo-on2.svg
Acceso ilimitadoNuevas secciones y más contenidos exclusivosLectura más amable y sin interrupcionesNueva app solo para suscriptoresNewsletters personalizadasClub DV, ventajas comerciales, sorteos y actividades

Aguantan contra viento y marea

Aguantan contra viento y marea
Acero

Una Real claramente superada en la segunda parte por el Valencia logra sujetar un punto con mucho oficio

Miguel González
MIGUEL GONZÁLEZ

Ha sido uno de esos puntos que saben a gloria. Porque cuando empatas teniendo el rival las mejores ocasiones, el resultado inicial es un tesoro nada despreciable. La Real Sociedad ha planteado un partido muy táctico, que ha estado controlado en la primera parte pero en el que ha sufrido de lo lindo en la primera media hora de la segunda cuando el Valencia ha apretado con la entrada de Rodrigo y las incursiones de Gayá por la izquierda. Ahí ha tocado replegarse y apretar los dientes a la espera de que escampara. Y lo ha hecho en el último cuarto de hora porque Rodrigo y Roncaglia no han acertado en sendos cabezazos francos del área cuyos fallos han dado aire a los realistas. Tanto se ha sufrido que Navas se ha marchado lesionado, Illarramendi se ha roto en el descuento y Zaldua ha tenido que terminar cojo tras una acción con Guedes cuando los cambios se habían agotado.

La lectura positiva es que la Real Sociedadsuma su octavo partido sin perder con Imanol -y eso que ha visitado Bernabéu, Villamarín y Mestalla-, sigue invicta en el presente año y con este punto se mantiene en la primera mitad de la tabla. Además, ha conservado su marco a cero por cuarta vez de ocho con Imanol. Teniendo enfrente a un rival en racha como el Valencia y jugando en su casa, no es mal botín.

Zubeldia por Zurutuza, la novedad

Imanol se ha apuntado a esa máxima del fútbol que dice que no hay que tocar lo que funciona, así que ha optado por dar continuidad al equipo que ha presentado contra el Athletic con la única salvedad de la entrada de Zubeldia por el lesionado Zurutuza, que ha arrastrado una gastroenteritis durante la semana y no ha podido recuperarse a tiempo de estar en Mestalla. El técnico también ha tenido la opción de alinear a Sangalli en la tercera altura del centro del campo y retrasar a Merino a la segunda, como formaron ambos en la segunda parte del Villamarín en Copa, pero finalmente ha preferido tocar lo menos posible el equipo y formar con el azkoitiarra junto a Illarramendi, como ha ocurrido en la anterior salida a Vallecas. Entonces también era baja Zurutuza.

De esta manera, la Real Sociedadha comenzado con Rulli en la portería y una defensa formada por Zaldua, Llorente, Navas y Theo. En el centro del campo han estado Illarramendi, Zubeldia y Merino y arriba la delantera más habitual compuesta por Januzaj, Willian José y Oyarzabal.

En el Valencia, que venía de jugar Copa en la noche del jueves, Marcelino ha introducido únicamente cuatro variaciones en la alineación al dar entrada al portero Neto por Jaume, a Roncaglia por el lesionado Gabriel Paulista, Kondogbia por Coquelin y Gameiro por Rodrigo.

Fútbol-control en la primera parte

La Real Sociedadse ha hecho desde el inicio con la posesión del balón para tratar de tener un día tranquilo sin demasiados sobresaltos. El Valencia es un equipo que te deja jugar y que no le importa replegarse porque su arma principal es el contragolpe. Para neutralizar esa situación Imanol ha colocado de cuatro a Zubeldia con dos objetivos muy claros. El primero, bloquear las situaciones de contra chés cuando descolgaba al primero de sus delanteros, y el segundo, ir a buscar alto a Kondogbia en las ocasiones en las que el Valencia trataba de iniciar la jugada desde atrás.

0 Valencia

Neto, Piccini, Garay, Roncaglia, Gayà, Carlos Soler, Parejo, Kondogbia (Coquelin, m.62), Cheryshev (Guedes, m.75), Santi Mina (Rodrigo, m. 66) y Gameiro.

0 Real Sociedad

Rulli, Zaldua, Llorente, Raúl Navas (Héctor Moreno, m.59), Theo Hernández, Januzaj (Sandro, m.75), Illarramendi, Zubeldia, Merino (Sangalli, m.66), Oyarzabal y Willian Jose.

Árbitro
Melero López (Comité andaluz). Amonestó por el Valencia a Santi Mina y Piccini y por la Real Sociedad a Theo, Illarramendi, Zaldua y Sandro.
Incidencias
partido disputado en Mestalla ante 38.885 espectadores.

El azkoitiarra se ha hartado de robar balones en la zona ancha en la primera parte pero a sus compañeros les ha faltado decisión y velocidad para hacer transiciones rápidas. El conjunto blanquiazul ha preferido realizar un fútbol-control a partir de recuperación que hacer sangre de un rival que venía de jugar la Copa.

Además de Zubeldia, ha habido otro hombre que ha creado incertidumbre con su posición. Ha sido Merino, quien desde la ubicación de interior derecho ha generado situaciones de superioridad con Zaldua y Januzaj. Cheryshev ha tenido muchas dudas en defensa y eso lo ha aprovechado la Real para atacar por la banda derecha, aunque lo máximo que logró fue sacar varios córners, porque ha faltado agresividad para atacar con mayor convicción.

Peligro a balón parado

Como un equipo no se ha decidido a dar ritmo al juego para atacar, caso de la Real, y el otro ha permanecido replegado en su campo, las situaciones para marcar han llegado en el balón parado. Un córner forzado por Theo ha acabado en una ocasión para Januzaj, pero su remate mordido con la derecha lo ha desviado Garay. Posteriormente, el belga ha probado fortuna en una falta bastante centrada provocada por Merino ante Kondogbia que ha detenido sin problemas Neto. En el caso del Valencia su única aproximación antes del descanso ha sido un córner provocado por Piccini que ha lanzado Parejo y Kondogbia ha cabeceado tras elevarse más que nadie. Rulli, bien situado, ha neutralizado el peligro. Un disparo de Oyarzabal bloqueado por un defensa y que ha recogido sin problemas Neto en un intento de contra ha sido lo último reseñable de un primer acto en el que ambos equipos han guardado la ropa.

Vendaval valencianista

Tras el descanso Marcelino ha adelantado la posición de su equipo para ir a presionar más arriba. Por físico no les ha dado para hacerlo durante noventa minutos pero sí para 45. Ha entrado Rodrigo, ha salido Coquelin por Kondogbia y ha reaparecido Guedes por la izquierda, lo que unido a un incombustible Gayá en el lateral ha creado graves desequilibrios defensivos a la Real hasta el minuto 70. Un centro de Gayá no ha llegado a cabecearlo por poco Gameiro frente a la portería. Tampoco han acertado Roncaglia, a la salida de un córner, ni Rodrigo, con todo a su favor, tras un servicio de Cheryshev.

Imanol ha tratado de capear el temporal como ha podido. Ha retrasado la posición de los suyos, ha centrado más a Illarramendi y ha metido a Sangalli para dar más equilibrio al centro del campo. Este ha tapado las espaldas de Theo para que el francés saliera a la contra en potentes arrancadas. En el minuto 86 el de Marsella se ha escapado en velocidad pero su centro atrás no ha podido engancharlo Sandro. La tormenta ha amainado y el punto ya no se iba a escapar.

 

Fotos