Theo: «Estoy aquí porque la Real Sociedad es un grandísimo club»

Theo Hernández ha viajado a Alemania con el resto de sus compañeros / . DV

Theo Hernández firma con el equipo txuri-urdin, al que espera «aportar muchas cosas»

beñat arnaiz
BEÑAT ARNAIZ

Theo Hernández (Marsella, 1997) ya es txuri-urdin. Este viernes firmó su contrato de cesión para esta temporada y el lateral izquierdo francés está junto a sus nuevos compañeros en Alemania, donde la Real Sociedad disputa este fin de semana sus dos últimos amistosos (sábado a las 17 horas ante el Stuttgart que dirige el exrealista Tayfun Korkut, y domingo a las 15.30 ante el Friburgo). No se descarta que dispute sus primeros minutos como realista en alguno de estos dos encuentros.

Theo, en sus primeras declaraciones como blanquiazul, explicó a la web del club por qué ha elegido como destino Gipuzkoa. «Estoy aquí porque la Real Sociedad es un grandísimo club, todo el mundo lo sabe».

Hernández ha terminado recalando en la Real Sociedad porque el propio jugado ha priorizado este club a otros de más renombre y poder económico, como la Juventus (que temía la marcha de Alex Sandro) o el Fulham, que estaba dispuesto a pagar dos millones al Real Madrid por la cesión y asumir toda la ficha del jugador, cosas que la Real no hará.

El francés recordó que «el año pasado jugué aquí y comprobé que la Real es un equipo competitivo e intenso». Destacó además el papel que juega la afición donostiarra: «Aprieta mucho». Theo ha sido rival de los txuri-urdin en varias ocasiones. En el partido de ida de la liga pasada jugó 93 minutos en la victoria de los blancos por 1-3 en Anoeta. También jugó ante la Real en marzo de 2017 cuando militaba cedido por el Atlético de Madrid en el Alavés.

Con esta cesión, el Real Madrid busca que la carrera del francés no se estanque y pueda jugar muchos minutos, con un rol importante en un club con objetivos ambiciosos, como son los de la Real de volver a Europa y de llegar lo más lejos posible en Copa. Asier Garitano tratará que el joven jugador progrese y que el galo vuelva a demostrar el nivel exhibido en su etapa en el Alavés.

Theo auguró que este será un gran año si todas las partes cumplen con su trabajo. «Lo que tengo que hacer ahora es seguir trabajando y creciendo. Si el equipo está bien y somos intensos, podemos hacer una buena temporada». Eso sí, con un periodo de adaptación previo. «Primero tengo que adaptarme a mis nuevos compañeros, y partido a partido iremos viéndolo. Pero puedo aportar muchas cosas», apuntó.

El defensa ha recibido buenas referencias de su nuevo equipo. Ha compartido varias semanas de pretemporada con Álvaro Odriozola en el conjunto blanco, mantiene amistad con el exrealista Antoine Griezmann, compartió vestuario con Miguel Ángel Moyá, y la temporada pasada coincidió con el actual preparador de porteros, Luis Llopis, en el Real Madrid. Sobre las opiniones que ha recibido sobre el club y la ciudad, declaró que «algunos compañeros me han comentado que Donostia es una gran ciudad, que se está muy tranquilo y que la Real SOciedad es un gran club».

Una mañana ajetreada

El segundo fichaje de la Real para esta temporada tras el de Mikel Merino vivió este viernes una jornada ajetreada causada por su llegada tardía a San Sebastián el jueves por la noche. La Real tenía la intención de que el francés llegase en las primeras horas de la tarde del jueves a la capital guipuzcoana, pasase el reconocimiento médico, firmase y pudiese ser confirmado como realista a última hora.

Pero la cancelación de su vuelo hizo que tuviese que venir en coche desde Madrid y llegase a Donostia pasadas las diez de la noche, retrasando todo el proceso a la mañana de este viernes. Así que el lateral acudió temprano (8.30) a la Policlínica Gipuzkoa para pasar el examen médico acompañado de Roberto Olabe, director de fútbol, y de Erik Bretos, su mano derecha. De ahí fue a las oficinas del club en Anoeta a formalizar la firma del acuerdo de cesión por una temporada. Allí pudo comprobar el estado de las obras del nuevo estadio.

La idea inicial del club era que el jugador participase en el entrenamiento de previo a la salida a Alemania, pero entre que llegó tarde y que ha sido intervenido recientemente para sacarle dos muelas, hecho que mantenía a Theo aún molesto y aturdido, no pudo estar a las órdenes de Asier Garitano.

Llegó hacia las 13.30 a Zubieta, donde conoció a sus nuevos compañeros, comió con ellos y después se subió al autobús que llevó a la primera plantilla al aeropuerto de Vitoria para coger hacia las cuatro de la tarde el chárter hacia Alemania. Un avión pequeño con capacidad para apenas 41 pasajeros, por lo que algunos empleados del club tuvieron que viajar en vuelo regular.

La expedición llegó al Hotel Park Consul de la ciudad de Esslingen, al sureste de Stuttgart, a las 18.45 horas, informa Miguel González. Allí les esperaban varios aficionados con los que los jugadores se sacaron fotografías y a quienes firmaron autógrafos. Antes de cenar, el equipo realizó una ligera sesión de activación con estiramientos por espacio de media hora.

El vicepresidente Joseba Ibarburu fue el único miembro del consejo que viajó junto a la primera plantilla. El presidente Jokin Aperribay y Roberto Olabe tienen previsto unirse este sábado a la expedición y presenciar el partido en el estadio de Weinstadt.

Más

 

Fotos

Vídeos