Take Kubo a su llegada al aeropuerto de Hondarribia. / josé mari lópez

Real Sociedad Take Kubo ya está en Donostia

El japonés, flamante fichaje de la Real,se incorporará a la disciplina de Imanol Alguacil una vez haya superado la preceptiva revisión médica que, probablemente, se lleve a cabo este martes por la mañana

Beñat Barreto
BEÑAT BARRETO

El deseado Take Kubo ya ha llegado a Gipuzkoa. El atacante japonés ha aterrizado cerca de las 20.30 horas en el aeropuerto de Hondarribia procedente de Madrid pero no ha realizado declaraciones, aunque ha podido ser fotografiado. Allí le han esperado el director de fútbol Roberto Olabe y su mano derecha Erik Bretos que le han acompañado al Hotel Costa Vasca donde ha quedado alojado.

La rúbrica de su contrato, que le ligará a la Real Sociedad hasta 2027, se llevará a cabo este martes por la tarde en las oficinas del club una vez haya superado la preceptiva revisión médica que se llevará a cabo por la mañana. Será el miércoles cuando el futbolista asiático se incorpore a la disciplina de Imanol Alguacil.

Su llegada a Donostia se ha retrasado unos días debido a que el futbolista nipón ha atravesado un proceso febril, pero una vez se ha recuperado ha puesto rumbo a Donostia, ilusionado por esta nueva etapa que va a comenzar ya como jugador de la Real Sociedad.

Take Kubo llega a un club que lleva tiempo tras él. Hasta en dos ocasiones estuvo el japonés en el punto de mira de la dirección deportiva txuri-urdin, pero el deseo de Roberto Olabe no se ha podido materializar hasta hace unos días.

Es cierto que sus experiencias en Mallorca, Getafe y Villarreal no fueron excesivamente positivas, pero la Real está convencida de que Take Kubo va a terminar de explotar en un ecosistema propicio como el txuri-urdin.

El japonés arribó al Real Madrid procedente del Tokio FC a razón de dos millones de euros en 2019, y tras tres años encadenando cesiones al no tener hueco en el club blanco por los cupos de extracomunitarios, sale traspasado a la Real Sociedad por seis millones de euros. Los blancos y los realistas, eso sí, compartirán los derechos del jugador, puesto que desde Anoeta compran el 50% de los derechos mientras que el club que preside Florentino Pérez también se guarda una opción de tanteo. En caso de que Take Kubo triunfe en la Real y venga un equipo potente a por él, el 50% de esa venta iría para el Madrid, que también podría repescar al jugador igualando la oferta.

La operación, en todo caso, es fructífera para la Real Sociedad, que quería conseguir traspasado a Take Kubo a todos los efectos. El Real Madrid no se quería desprender al completo del jugador, pero las buenas relaciones de Jokin Aperribay y Roberto Olabe con el Real Madrid han terminado de desbloquear la operación.

Imanol Alguacil, según ha podido saber este periódico, está encantado con todos los fichajes y, como suele decir habitualmente, entiende que tiene la mejor plantilla posible. El club decidió no renovar a Januzaj, vendió a Portu por 3,5 millones de euros y de momento no llega Sorloth al terminar cesión, pero el club se ha movido rápido para incorporar a Mohamed-Ali Cho, Brais Méndez y el último en llegar, Takefusa Kubo.

Eso sí, la dirección deportiva que comanda Roberto Olabe ha tenido que rascarse el bolsillo, toda vez que desde Anoeta se han desembolsado ya 31 millones de euros en tres fichajes, 11 por Cho, 14 por Brais y 6 por Take Kubo. Todo un récord, y eso que solo estamos a 19 de julio con todo el verano por delante.