Simeone le negó el saludo a Imanol Alguacil, entrenador de la Real Sociedad. / reuters

Real Sociedad-Atlético de Madrid El feo gesto de Simeone con Imanol y las polémicas declaraciones de Mario Hermoso

El técnico argentino, muy alterado antes del encuentro por los incidentes previos, abroncó a Imanol por lo sucedido en los aledaños del estadio donostiarra

Eneko P. Carrasco
ENEKO P. CARRASCO

No va a guardar un buen recuerdo el Atlético de Madrid de la noche que pasó ayer en Donostia. El cuadro colchonero salió escaldado del estadio de Anoeta tras un gran partido de la Real Sociedad, que le eliminó de la Copa del Rey con total justicia con un resultado (2-0) que se quedó incluso corto a tenor de lo visto en el terreno de juego.

El partido tuvo de todo, incluso varias polémicas. Una de ellas la protagonizó Diego Pablo Simeone quien, muy alterado por los incidentes previos en los aledaños del estadio, le negó el saludo a Imanol Alguacil antes del arranque del choque, en un feo gesto que deja en mal lugar al club madrileño. Los nervios jugaron una mala pasada al entrenador colchonero, que no supo enfriar los ánimos a la hora de saltar al césped.

El técnico argentino se dirigió a su homólogo oriotarra y, sin darle la mano, le abroncó por los altercados de los aledaños de Anoeta, algo de lo que el preparador txuri-urdin no tiene ninguna cuota de responsabilidad. El míster rojiblanco fue preguntado en sala de prensa por esa situación: «Antes del partido veníamos en el estadio por el camino habitual y el lugar donde supongo que se suelen reunir los aficionados de la Real. De repente la protección que nos acompañaba ha desaparecido. Le he dicho a Imanol que él no tenía nada que ver con el asunto pero que le diera saludos de mi parte a la persona encargada de que llegáramos al estadio bien protegidos», incidió el argentino. La protección a la que hacía alusión dependía del Departamento de Seguridad del Gobierno Vasco.

Hermoso culpa al árbitro

Mario Hermoso, defensa del Atlético de Madrid, sorprendió por su parte a propios y extraños con unas polémicas declaraciones al final del encuentro en las que insinuó que el arbitraje de Alberola Rojas les había perjudicado en el transcurso del partido.

El zaguero madrileño, que cuajó una actuación gris en la línea defensiva junto a Felipe, aseguró ante los micrófonos de DAZN que «en el centro lateral del 1-0 hay una posible falta, pero ya sabemos cómo es esto. Cuando ya ha habido varias situaciones en las que nos ha pasado lo mismo, en la que hemos tenido que sufrir lo mismo a favor y se ha pitado en contra. No entiendo nada a la hora de que el árbitro tiene que controlar el tema de balones, hay diez cambios en el partido y se añaden tres minutos...».

Además, el ex del Espanyol agregó que «el equipo ha demostrado que era un partido importante. Hemos tenido nuestras oportunidades de estar dentro del partido». El Atlético de Madrid ha perdido en apenas unos días la posibilidad de levantar el título de la Supercopa, al caer contra el Athletic, y el de la Copa del Rey.