Brais Méndez trata de jugar la pelota rodeado de contrarios, este sábado en el Reale Arena. / FOTOS ARIZMENDI

Brais Méndez trata de jugar la pelota rodeado de contrarios, este sábado en el Reale Arena. / FOTOS ARIZMENDI

Pretemporada | Real Sociedad Estreno con derrota bajo un calor sofocante

La Real cae en su primer amistoso del verano en el que debutan Cho y Brais Méndez, y regresa Carlos Fernández

Imanol Troyano
IMANOL TROYANO

La Real cayó derrotada este sábado en el primer amistoso del verano que le enfrentó al Toulouse. Un solitario gol de Aboukhlal a la salida de un córner en el minuto 76 decantó un duelo que fue perdiendo fuelle con el paso de los minutos. El cuadro blanquiazul dominó gran parte del encuentro, pero se le acabó haciendo demasiado largo. Imanol dispuso de dos onces diferentes para cada mitad con el objetivo de mantener la puesta a punto de la plantilla.

La primera alineación del verano incluyó a Mohamed-Ali Cho y Karrikaburu como notas más destacadas. El técnico oriotarra formó de inicio con Remiro, Gorosabel, Zubeldia, Pacheco, Diego Rico, Illarramendi, Silva, Turrientes, Robert Navarro y los mencionados Cho y Karrikaburu. El preparador realista no pudo contar en esta primera cita con Guevara, Zubimendi, Aihen y Olasagasti, lesionados.

La Real salió como acostumbra. Enseguida se adueñó del balón y dio muestras de una gran presión adelantada con el propósito de recuperar rápido la pelota. Imanol volvió al dibujo original 1-4-3-3 en lugar del 1-4-4-2 con rombo en el medio con el que cerró la temporada. Regresaron los extremos, con Cho por la derecha y Navarro por la izquierda, mientras que Turrientes ejercía de jefe de máquinas en el centro justo por delante de la línea defensiva, acompañado por Silva e Illarramendi en los interiores.

0 REAL SOCIEDAD

Remiro; Gorosabel, Zubeldia, Pacheco, Rico; Illarra, Turrientes, Silva; Cho, Navarro y Karrikaburu. En la segunda parte entraron: Zubiaurre; Sola, Aritz, Le Normand, Gómez; Urko, Merino, Brais; Magunazelaia (Kortajarena, min 77), Martín y Carlos Fernández (Martón, min. 77).

1 TOULOUSE

Dupé; Diakité, Rouault, Nicolaise, Desler (Keben, min.45); Spierings, Van den Boomen, Dejaegere; Ngoumou (Begraoui, min. 45), Ratao y Onaiwu. En el minuto 65 entraron: Aboukhlal, Dallinga, Mvoué, Diarra, Skytta, Chaibi, Sylla y Costa.

  • Goles: 0-1, min 76: Aboukhlal.

  • Árbitro: Daniel Palencia Caballero (Comité Guipuzcoano). Sin amonestaciones.

  • Incidencias: Primer amistoso del verano de la Real en el Reale Arena con la presencia de 4.967 espectadores.

Navarro y Karrikaburu se mostraron muy activos en ataque. El catalán se movió mucho hacia dentro para dejar el carril izquierdo a Rico. Se asoció muy bien con Ilarramendi y Silva y dejó buenos detalles en un par de acciones de desborde. El delantero navarro, por su parte, sirvió de gran ayuda para jugar de cara y colaborar en la elaboración de las jugadas. Se empleó en defensa y dispuso de la primera gran ocasión del encuentro que fue repelida con los pies por el cancerbero rival, Dupé.

Desacierto

La falta de concreción en los metros finales y las intervenciones de Dupé dejan sin gol a los realistas

Mientras, Cho no tardó mucho en arrancar los primeros aplausos de los aficionados que se acercaron este sábado al Reale Arena en una tarde de calor sofocante. Antes incluso de llegar al primer minuto del partido firmó un buen eslalon entre dos rivales que sirvió como aperitivo de lo que se puede esperar de él. El francés quiso hacer gala de la gran arrancada que atesora, pero no logró culminar sus intentos. Demostró, eso sí, que no le tiembla el pulso para probar a chutar a gol desde la distancia si tiene oportunidad para armar la pierna.

Revolución en la segunda parte

La Real controló a su antojo una primera mitad que acabó sin goles por la falta de concreción de los locales en los metros finales. El portero rival fue uno de los grandes protagonistas del Toulouse al desbaratar una y otra vez las intentonas de los realistas. El conjunto galo, más rodado que el txuri-urdin al haber iniciado la pretemporada el 23 de junio y llevar ya tres amistosos de preparación en las piernas, llegó a Donostia con un perfil más reservado. Bajo la dirección del exentrenador blanquiazul, Montanier, el cuadro violeta no quiso buscar muy arriba a los guipuzcoanos e intentó explotar la velocidad de sus hombres de ataque, Ratao, Ngoumou y Onaiwu.

Imanol cambió la cara de la Real al completo en la segunda mitad y dio entrada a un once compuesto por Zubiaurre; Sola, Aritz, Le Normand, Jonathan Gómez; Urko, Brais Méndez, Merino; Magunazelaia, Carlos Fernández y Ander Martín. Los casi 5.000 seguidores realistas que se acercaron a Anoeta se llevaron el premio de ver debutar también a Brais Méndez como jugador blanquiazul. El gallego actuó como interior derecho y sacó a pasear su zurda para combinar con sus compañeros.

Formación

Imanol recuperó el sistema 1-4-3-3 y jugó con dos extremos en el primer encuentro del verano

También fue noticia el regreso de Carlos Fernández. El sevillano se lesionó de gravedad el verano pasado ante el AZ Alkmaar y llevaba casi un año sin aparecer en un terreno de juego. El delantero contó con un par de buenas ocasiones para marcar y se le vio con muchas ganas de participar. Imanol le dio media hora antes de retirarle por Martón. Quieren ir con precaución después de tanto tiempo alejado del verde.

Poco antes de la salida de Carlos Fernández llegó el único tanto de la tarde. Chaibi lanzó un saque de esquina que Aboukhlal remató desde el primer palo al fondo de las mallas. El Toulouse aún pudo aumentar su renta instantes después, pero el resultado ya no se movería. La curiosa anécdota que dejó el partido fue que el cuadro txuri-urdin tuvo que jugar con la segunda equipación de color negro a causa de unos problemas de logística en el Toulouse.