Sandro sigue sin entrenarse con el resto de sus compañeros

DV

La Real se ejercitó ayer a puerta cerrada en Zubieta en una sesión en la que volvió a estar ausente Sandro Ramírez, que está descartado para enfrentarse mañana al Rayo. El delantero canario sufrió un esguince leve del ligamento lateral interno hace dos semanas y no termina de recuperarse, lo que deja a Garitano con problemas arriba tras la expulsión de Juanmi. Por ese motivo volvió a ejercitarse en solitario. Quien sí lo hizo fue el argelino del Sanse Näis Djouahra, que tiene muchas opciones de entrar en la convocatoria ante las bajas que tiene en ataque el equipo blanquiazul.

 

Fotos

Vídeos