El rival más difícil en el día más esperado

Los jugadores de la Real entrenaron ayer en Anoeta para probar el estado del nuevo césped, que no ofreció problemas./LOBO
Los jugadores de la Real entrenaron ayer en Anoeta para probar el estado del nuevo césped, que no ofreció problemas. / LOBO

La Real, ahogada por las bajas, está dispuesta a desafiar al campeón de Liga en el estreno del nuevo Anoeta

Álvaro Vicente
ÁLVARO VICENTE

La Real Sociedad va a tratar de demostrar hoy (16.15 horas, beIN) que puede pelear con cualquier rival que le pongan por delante y que además puede hacerlo mermado por las bajas. El reto se las trae porque la Real Sociedad es un equipo en construcción al que le faltan los jugadores que están llamados a marcar las diferencias -Willian José, Sandro y Januzaj- y enfrente va a tener un bloque granítico, rodado, que tiene de todo bueno y en todos los puestos. Pocos partidos pueden presentar mayores dificultades que este, visita Anoeta el campeón de Liga, pero el fútbol se ha hecho grande gracias a partidos como éste, en el que las ilusiones de los seguidores de clubes que en el ámbito económico no pueden competir con los más ricos, pero que en el campo sí pueden ganarles. Y ahí la Real Sociedad gana hoy por toneladas antes porque por fin, después de 25 años, aficionados y equipo van a poder ir juntos de la mano en un remodelado campo de fútbol sin pistas de atletismo, que ayer mismo recibió la licencia de primera utilización. Entonces, ¿de qué va a tener miedo la Real? ¿de qué salga goleada ante un adversario que golea a cualquiera y en cualquier circunstancia? ¿de perder? Nada de eso sería un daño excesivo ante el ilusionante futuro que se le abre a la familia de la Real, en una tarde que empezará con la despedida a uno de los suyos, al mejor delantero centro que ha salido de Zubieta en los últimos años: Agirretxe.

Sin Sandro ni Willian José. El de hoy es el primer partido de la Real Sociedad en casa de esta Liga al verse obligado a jugar a domicilio en las tres primeras jornadas por estar todavía en obras Anoeta. El saldo es de cuatro puntos después de pasar por Leganés, Villarreal y Eibar. El balance deportivo podría ser mejor y peor, pero lo peor que han dejado estas salidas son las lesiones. El equipo ha ido perdiendo jugadores cada semana, así que Garitano no ha tenido muchas opciones esta semana: ha convocado a todo lo que tiene. Ha estado pendiente de Sandro hasta el último momento, ayer por la mañana se probó en el entrenamiento con un vendaje en su rodilla derecha, pero sus sensaciones no fueron del todo positivas y al final se ha quedado sin poder entrar en la lista. Sin él, sin el goleador Willian José y sin Januzaj, el jugador que puede aportar algo diferente, Garitano reclutó para el último entrenamiento de ayer en Anoeta a dos atacantes del Sanse, Roberto López y Näis Djouahra, pero finalmente no les ha incluido en la convocatoria, así que Juanmi y Bautista son los dos únicos hombres con gol que tiene hoy la Real. Es poquísimo ante un Barcelona que raro es el partido que se queda sin marcar. En la portería lo normal es que siga Rulli aunque al haber estado fuera media semana con la selección, Moyá podría tener opciones de estrenarse esta temporada. Atrás, Zaldua y Theo son fijos en los laterales y Aritz, Héctor y Navas pugnan por dos puestos con más opciones para los dos primeros. En el centro el campo, Illarramendi es fijo y solo Garitano sabe de qué jugadores le rodeará; si apuesta por una línea de tres o de cuatro. Uno más en el centro del campo significa uno menos arriba, y viceversa. Ya conocen la teoría de la manta, aquella que dice que cuando te tapas la cabeza, los pies quedan al descubierto, y viceversa. ¿Puede la Real compensar las bajas con la ola de ilusión de Anoeta?

Messi y Suárez: 76 goles. ¿Se le seguirán atragantando al Barcelona sus visitas a Anoeta? El técnico Ernesto Valverde avanzó ayer que hará cambios en su once porque ha tenido doce internacionales fuera y porque el martes su equipo juega Champions. Parece que dará descanso a Busquets y que su lugar lo ocupará Rakitic rodeado de Coutinho o Vidal y Rafinha. Han quedado fuera de la lista Aleñá y Arthur, por decisión técnica, y Denis Suárez, Malcom y Samper, por lesión. Jueguen unos u otros en la defensa y en el centro del campo, Valverde apostará arriba por los que nunca fallan: Dembèlé, Messi y Suárez. Solo entre los dos últimos marcaron 76 goles en la última temporada. Tampoco cambia el sello que ha dado Valverde, capaz de jugar a ser protagonista y también a que sea el rival el que lo haga para ponerle la puntilla a la contra.

Temas

Fútbol

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos