Real Sociedad

Oyarzabal: «La Real Sociedad tiene un proyecto ilusionante y quiero llevarlo adelante»

Mikel Oyarzabal compareció ayer en la sala de prensa de Zubieta para explicar sus sensaciones tras renovar su contrato con la Real hasta 2024./UNANUE
Mikel Oyarzabal compareció ayer en la sala de prensa de Zubieta para explicar sus sensaciones tras renovar su contrato con la Real hasta 2024. / UNANUE

«Quiero que mi nombre se recuerde junto al de mis compañeros haciendo unos años bonitos», señala ambicioso Oyarzabal muestra su «orgullo» por ampliar su contrato hasta 2024 y elude hablar del Athletic

Axel Guerra
AXEL GUERRA

El jugador de la Real Sociedad Mikel Oyarzabal mostró ayer el «orgullo» que ha supuesto ampliar su contrato con la Real hasta 2024 y mostró su ambición por convertirse en uno de los grandes nombres de la historia del club blanquiazul. «Aquí hay un proyecto ilusionante por delante y quiero llevarlo adelante», señaló en una rueda de prensa en la que eludió referirse al Athletic y su interés por ficharle. «No voy a hablar de lo que ha pasado. Estoy donde quiero estar, en el club que me lo ha dado todo desde pequeño. No puedo ser más feliz ahora mismo», aseguró en la sala de prensa de Zubieta después de entrenarse con el equipo para preparar el debut liguero contra el Villarreal el sábado en el Estadio de La Cerámica (20.15 horas, beIN).

El eibartarra aseguró que se mantuvo «tranquilo» durante el proceso de la negociación de su nuevo contrato con la Real Sociedad porque «sabía lo que quería» y estaba «rodeado de la gente que quería, la que me iba a ayudar en lo que necesitara. Todos los días venía tranquilo a Zubieta a hacer mi trabajo y a seguir entrenado duro», aseguró.

El futbolista explicó que las conversaciones para extender su vínculo con la Real Sociedad se iniciaron «al final de la temporada pasada, aunque se crea que las cosas han sido de la noche a la mañana. Lo que pasa es que las circunstancias han hecho que el proceso se haya acelerado». Cuestionado por esas circunstancias, Oyarzabal no quiso profundizar mucho más. «Estaba convencido de lo que quería, de lo que sentía y así se lo transmití al presidente. Llegar a un acuerdo tan rápido ha sido lo que ha hecho que se haya acelerado todo», explicó.

«Estaba tranquilo, convencido de lo que quería y sentía. Así se lo transmití al presidente»

«Aquí se puede ser feliz y conseguir cosas. Es el mensaje que hay que trasladar a la cantera»

Ante la insistencia por saber si el Athletic se había dirigido a él en los últimos días para abordar su contratación, el delantero se mantuvo firme en su postura, prefirió «no hablar de lo ocurrido antes de la renovación» y reiteró «la felicidad que supone continuar en un club que me lo ha dado todo desde que era pequeñito. Es imposible estar más feliz».

El nuevo portador del dorsal '10' quiere hacer historia en la Real Sociedad y para ello apostó por «seguir creciendo tanto como futbolista como persona» y expresó un deseo que refleja su ambición por conseguir grandes objetivos. «Quiero que mi nombre se recuerde junto al de mis compañeros haciendo unos años bonitos. Estoy muy orgulloso». A sus 21, el zurdo entiende que su camino en el fútbol «no ha hecho más que empezar» y subrayó que en la Real Sociedad hay «un proyecto ilusionante por delante y quiero llevarlo a cabo. Estamos con mucha ilusión dentro del vestuario».

Desde que Oyarzabal debutó hace dos temporadas y media, Xabi Prieto ha sido un referente para él. «El día de la despedida de Xabi se me quedó grabado lo que dijo. Ha sido un líder dentro y fuera. Como él dijo, se puede ser feliz y conseguir cosas aquí. Es el mensaje que hay que trasladar a los jóvenes que trabajan en Zubieta», insistió. A la pregunta de si puede desarrollar toda su carrera en la Real Sociedad como lo ha hecho el donostiarra respondió que «estoy en mi casa, quiero seguir aquí y no hay nada más».

Responsabilidad y exigencia

Pese a su juventud, Oyarzabal ya supera el centenar de partidos como txuri-urdin, ha heredado un dorsal que portaron otros grandes jugadores como Zamora, Carlos Xavier, De Pedro y Prieto, y es uno de los capitanes del equipo, pero a él no le asusta el peso de la responsabilidad y que se le exija en función de su nuevo estatus. «El que se tiene que exigir es uno mismo y mi autoexigencia es alta. Soy el primero que quiere seguir creciendo», aseveró.

A la velocidad que marcha su carrera se puede pensar que no le da tiempo a gozar de lo que le ha tocado vivir, pero Oyarzabal confesó que «disfruto como un niño, porque estoy en el equipo del que soy de pequeño y con los mejores compañeros que podía tener. Cuando subes del filial y ves que la gente te quiere, se te pone la piel de gallina».

El jugador de la Real Sociedad es consciente de que con su renovación se convierte en un referente entre los aficionados, algo que ha palpado cuando ve que los seguidores lucen camisetas con el 10 a la espalda y el nombre de Oyarzabal impreso. «Esos niños ilusionados son una parte muy bonita del fútbol que muchas veces no la apreciamos, hay que hacer un esfuerzo por nuestra parte, aunque a veces cueste», indicó.

El eibarrés no se olvidó de su familia, que le ha «apoyado en todo momento. Tomara la decisión que tomara, sabía que me iban a apoyar. Parte de todo esto es gracias a ellos», señaló.

Para finalizar, el canterano de la Real Sociedad no dio importancia a los resultados de pretemporada porque se trata de un periodo «para coger tono físico y sensaciones. Nos hemos centrado en otras cosas y llegamos en las mejores condiciones posibles al debut liguero», afirmó.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos