Real Sociedad B

Los potrillos del Sanse llaman a la puerta del primer equipo

Roberto López celebra el 1-0 del sábado ante el Guijuelo, con Djouahra a su espalda. / PEDRO MARTÍNEZ
Roberto López celebra el 1-0 del sábado ante el Guijuelo, con Djouahra a su espalda. / PEDRO MARTÍNEZ

Roberto López, con tres goles en tres partidos, el francés Näis Djouahra y Robert Navarro apuntan maneras en el inicio del curso en Segunda B

Imanol Lizasoain
IMANOL LIZASOAINSAN SEBASTIÁN.

El Sanse tiene entre sus filas a varias jóvenes promesas que ya están tirando abajo la puerta que separa al filial txuri-urdin del primer equipo. Con siete puntos en su haber y en lo alto de la clasificación, los pupilos de Xabi Alonso han arrancado el campeonato sin conocer la derrota. Este pasado fin de semana lograron la primera victoria de la temporada en Zubieta tras vencer 2-0 al Guijuelo gracias a un soberbio lanzamiento de falta de Roberto López y un cabezazo de Zubimendi.

Precisamente es el extremo maño el que más flashes está acaparando en este inicio de campaña. Tres goles en tres encuentros dan buena fe de ello. El sábado sacó de nuevo su zurda a pasear para abrir la lata de un partido que estaba atascado. Tiene un guante en su pie izquierdo y ejerce de 'playmaker' en el nuevo Sanse de Alonso. Juega en la posición de Odegaard y el propio Roberto Olabe aseguró hace unos pocos días que «hablar de Odegaard es tener en la cabeza a Roberto López y Robert Navarro, hablar de Sagnan es tener en la cabeza a Jon Pacheco. No es eliminar».

Junto a Roberto López también se encuentran otros tantos futbolistas que están brillando sobremanera y tienen cualidades similares al del maño. Un ejemplo es Näis Djouahra, que ocupa la banda izquierda en el Sanse. Recuerda a Antoine Griezmann y su descubridor no es otro que Eric Olhats, mentor del astro francés. También es zurdo y su mayor cualidad es el regate. A estos dos futbolistas hay que sumar al último fichaje txuri-urdin, Robert Navarro. El extremo catalán debutó este pasado fin de semana ante el Guijuelo y entró al campo en sustitución precisamente de Djouahra. Es diestro y tiene un gran peligro en el uno contra uno. No podemos olvidarnos tampoco del oriotarra Thior Zourdine o del navarro Jon Pacheco.