Josean, del Athletic, e Izaskun, de la Real, llevan 25 años casados. / josé mari lópez

El pitido inicial del derbi lo protagonizan los aficionados

Realzales y athleticzales se baten en un bonito y amistoso duelo con balón y portería antes de animar a sus respectivos equipos con las caretas de Txurdin y el león rojiblanco

Iñigo Villamía
IÑIGO VILLAMÍA San Sebastián

El derbi entre la Real y el Athletic se juega a las nueve de esta tarde, pero desde bien pronto aficionados de ambos equipos se han dado cita en los aledaños de Anoeta para disfrutar de una jornada soleada cargada de actividades y buen ambiente. Con algo tan básico en el fútbol como una portería y un balón, realzales y athleticzales se han batido en un bonito y amistoso duelo que consistía en marcar gol, primero de forma habitual y después, algo más complejo, con los ojos tapados. Puedes ver aquí el video:

La rivalidad se ha visto reflejada durante el transcurso del evento, aunque entre parejas -cada miembro animaba a un equipo- y familias con padres, madres, hijos y sobrinos, lo que ha reinado ha sido la deportividad y las ganas de disfrutar de un gran día en Donostia. Una vez cumplido el reto, ambas aficiones han aprovechado para animar a los suyos con la careta de Txurdin, la mascota de la Real, y la de un león en representación del Athletic.