Real Sociedad
Actualidad
REAL SOCIEDAD
El ex realista Javier de Pedro ha vuelto a sus orígenes y disfruta jugando a pelota
11 de octubre de 2010
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Javier de Pedro, de zurda de oro a derecha de hierro
Estilo. Javier de Pedro golpea la pelota con la derecha durante un entrenamiento en el frontón de Ategorrieta. :: MIKEL FRAILE
PEDRO SOROETA | SAN SEBASTIÁN..-

«He vuelto a mis orígenes, la pelota. Llevo tiempo jugando a mano y disfruto un montón. Como todo el mundo sabe, antes de dedicarme al fútbol también jugaba a pelota, pero lo tuve que dejar cuando estaba en la Real. Javier Expósito me prohibió que jugara a pelota. Ahora, entreno mucho y juego algunos torneos».

Las palabras son de Javier de Pedro Falqué (4 de julio de 1973). Retirado del fútbol hace tres temporadas, el donostiarra sigue haciendo deporte, pero ahora como un aficionado más. Nunca se le dio mal la mano, sino todo lo contrario, por lo que, a pesar de sus 37 años, se codea con rivales mucho más jóvenes que él. «Siempre me ha gustado la pelota y ahora tengo la suerte de tener tiempo para jugar. Entrenamos todos los lunes, miércoles y jueves e incluso he hecho alguna incursión en torneos menores de aficionados».

Recientemente ha ganado el torneo de Sagües con David Errandonea de pareja. «Me divierto, creo que no lo hago mal y hago un deporte que siempre me ha gustado, la pelota. Ya digo que mis orígenes están en este deporte, pasaba muchas horas en el frontón del Antiguo, pero en su día tuve que elegir. Me dediqué al fútbol durante muchos años y creo que no me fue mal. Yo, desde luego, estoy muy agradecido al fútbol pero especialmente a la Real, por todo lo que me ha dado».

Cuando habla de la Real levanta las cejas y no puede evitar un gesto de nostalgia. «Mentiría si dijera que no lo echo de menos. Lo echo de menos y mucho. Ahora que ha pasado un tiempo te das cuenta de las cosas que has conseguido, te das cuenta de la suerte que has tenido por dedicarte profesionalmente al fútbol, pero sobre todo me doy cuenta de que más que el fútbol lo que me gusta es la Real».

Viéndole entrenarse a pelota llama la atención cómo golpea con la derecha. «Sí, es curioso. A pelota juego con la derecha. Con la izquierda no le doy mal, pero la buena es la derecha».

El frontón de Sagües es su cita obligada casi todas las tardes. Aunque ya no luce el físico de futbolista profesional no da mal en el frontón. Juega de delantero, por supuesto, tiene potencia, pero también sabe jugarse unas dejadas desorientando al contrario mirando a un lado y lanzando la pelota al otro. ¿De dónde le vendrán estos gestos?

«Quiero que pongas -me interrumpe- que necesitamos que el Ayuntamiento arregle el frontón de Sagües. Hemos ido unas cuantas veces a pedirlo, y nos han dicho que lo tienen en cuenta, pero pasan las semanas y sigue igual. En el tres y medio hay un agujero en el que puedes meter una pala, hay pintadas... No costaría tanto, es simplemente darle una mano para adecentarlo».

Se le ve feliz jugando a pelota. «Para mí es un desahogo. Me gusta y hago deporte». Sin embargo, insiste en que echa de menos el fútbol y quiere, a medio plazo, volver a él. «Estoy decidido a sacarme el título de entrenador. Tengo que ir a Madrid al curso. Me gustaría tener el título y poder entrenar».

Doy fe que su toque con el pie izquierdo sigue intacto. Durante el entrenamiento en el frontón, tras un tanto, le llegó la pelota y la levantó con su su pie izquierdo con un solo toque que para sí quisieran muchos profesionales de hoy en día.

«Me gustaría entrenar a chavales. Creo que de fútbol algo sé y puedo enseñar muchas cosas, pero tengo que sacarme el título de entrenador. Mi mujer que ha dicho que lo tengo que hacer de una vez y lo voy a hacer».

Ya digo que cuando habla de la Real se le ve algo nostálgico. «Por supuesto que sigo al equipo. Veo todos los partidos y lo paso muy mal. La temporada pasada disfrutamos mucho, pero ahora es todo más complicado en Primera».

Cree que la gente se tiene que dar cuenta de que «hay un salto grande entre una categoría y otra. Lo sabíamos cuando se logró el ascenso y ahora no podemos olvidarlo. Que llevemos seis partidos y ya haya quien esté nervioso no tiene sentido».

De Pedro confía en la Real. «Creo que ha hecho las cosas bien. Ha apostado por la gente de casa, por los jugadores que lograron el ascenso y se ganaron jugar con la Real en Primera. Hay que ir despacio, hay que tener paciencia y seguro que las cosas salen. Hay que ayudar a los más jóvenes, porque hay algunos que nunca han jugado en Primera y no es lo mismo. Hay que darles confianza y seguro que los resultados saldrán».

Se atreve a ir más lejos todavía. «Si hacemos la cosas bien, que seguro que entre todos las vamos a hacer, veremos a la Real entre los diez primeros al terminar la temporada. Hay un grupo bueno, jugadores con calidad y comprometidos. Hay que ir poco a poco».

«Además -añade- los fichajes han sido buenos. Creo que Martín Lasarte es un tío listo, ha hecho las cosas bien, porque al empezar la temporada pasada pocos creían en el ascenso, y sabe llevar al grupo».

A De Pedro no se le ha olvidado el camino a Zubieta. «Suelo ir de vez en cuando. Suelo hablar con Darko, con Xabi Prieto, con Agus (Aranzabal)... La Real ha sido mi vida y la sigue siendo».

Confiesa que «viendo los partidos por la tele lo paso mal. La gente hace comentarios, lo ve todo muy fácil desde un sillón y dice cosas que, para uno que ha estado ahí, no es fácil. Y, claro, a veces salto».

Con la pelota es distinto. «Sí, disfruto de verdad y no me pierdo ningún partido en la tele. Veo los de los viernes, los sábados y los domingos. Si va todo bien en enero jugaremos un torneo de aficionados en el frontón de Irura».

Por lo demás -acaba- no me quejo por cómo me van las cosas. Estoy tranquilo, muy bien con mi mujer y disfruto mucho con la pelota. A ver si me saco el título y puedo volver al fútbol. Si lo hago, espero que alguien se acuerde de mí, porque digo yo que algo podré aportar después de tantos años en los campos. Y por favor, a ver si el Ayuntamiento, nos echa una mano con el frontón de Sagüés. Por favor».

TAGS RELACIONADOS
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios

FACEBOOK

HEMEROTECA
Marzo 2009
L
M
M
J
V
S
D

Vocento