David Silva durante un entrenamiento en Zubieta / efe

Real Sociedad | Entrenamieto Imanol recupera a Silva, Merino y Cho

Los tres regresan a la dinámica del grupo tras sus dolencias mientras que Álex Sola continúa al margen y apunta a ser baja el domingo

Beñat Barreto
BEÑAT BARRETO San Sebastián

La Real regresó este miércoles a los entrenamientos con la mente puesta ya en el atractivo encuentro del domingo ante el Barcelona. Imanol sonríe puesto que pudo contar con tres jugadores que no saltaron al verde de Zubieta durante el entrenamiento del lunes. Silva, Merino y Cho no se ejercitaron con el grupo y lo hicieron dentro de las instalaciones, aunque ayer pudieron entrenar a pleno rendimiento al superar todas sus dolencias. La Real entrenó en el Z7 de Zubieta, algo poco habitual al ser normalmente el campo en el que entrenan las chicas del primer equipo junto con el Z4, de césped artificial.

Los tres jugadores terminaron con alguna molestia física el encuentro de Cádiz, si bien no eran demasiado graves. Tanto Silva como Merino pidieron el cambio a Imanol por puro agotamiento aunque no notaron ninguna molestia muscular. Se trataba del lógico cansancio del comienzo de temporada. «Hay algunos jugadores que están cerca de su mejor nivel físico, aunque a algunos todavía les cuesta y tienen que seguir trabajando», declaró Imanol en la previa pese a que no dio nombres. El canario fue dosificado durante los encuentros de pretemporada para cuidar su musculatura, mientras que los dos están ya en perfectas condiciones para recibir al Barcelona tras disputar 78 minutos en el Nuevo Mirandilla.

Mohamed Ali Cho, por su parte, debutó como txuri-urdin en el tramo final del encuentro y pudo disputar doce minutos más del descuento en el que ya demostró sus cualidades. Tiene una velociadad punta que no todos poseen en la plantilla y dejó destellos pese a que no acertó a la hora de rematar en los dos mano a mano que tuvo ante Ledesma. Sin embargo, el joven francés sufrió la dureza de la defensa gaditana, que le frenó como pudo, con falta. En una de esas acciones Cho se llevó un fuerte golpe, aunque pudo terminar el encuentro sin mayor dificultad. El lunes no se ejercitó por precaución y al igual que Silva y Merino está listo como para poder jugar ante el Barça.

Bastante más complicado lo tiene Álex Sola. El donostiarra sigue entrenando al margen del grupo mientras se trata unas molestias en el muslo izquierdo que le vienen dando guerra desde el viernes 5 de agosto. El lateral se disponía a jugar ante el Eibar como titular, aunque notó un pinchazo durante el calentamiento y desde entonces no ha podido entrenar con el grupo. Con solo tres sesiones más, la de este jueves, la del viernes y la del sábado, lo tiene crudo para entrar en la lista.