Real Sociedad

El espejo del New White Hart Lane

El Tottenham Hotspur Stadium el día de su inauguración, cuando los Spurs ganaron al Palace. / TOTTENHAM
El Tottenham Hotspur Stadium el día de su inauguración, cuando los Spurs ganaron al Palace. / TOTTENHAM

La mayoría de equipos que estrenan campo, como los recientes casos del Tottenham o el Atlético, ha logrado ganar ese primer partido

Beñat Arnaiz
BEÑAT ARNAIZ

'A entrenador nuevo, victoria segura'. Es uno de los tópicos más famosos y utilizados en el mundo del deporte, especialmente en el fútbol, aunque no tiene una base estadística muy sólida detrás. Sin embargo, con la renovación tecnológica y de infraestructuras que pide la sociedad y los eventos deportivos, podría empezar a ponerse de moda la frase 'a estadio nuevo, victoria segura', ya que el porcentaje de triunfo de los equipos locales en los partidos en los que han estrenado nuevo campo de fútbol, bien sea después de construirlo completamente de cero o de realizar una profunda remodelación, es muy alto.

La Real Sociedad lo hará mañana a partir de las 18.30 horas ante el Atlético de Madrid en el nuevo Anoeta, comercialmente llamado Reale Arena, y los de Imanol Alguacil tendrán a su favor los precedentes más recientes del Tottenham Hotspur, de los propios colchoneros, del Betis, del Zenit de San Petersburgo, Rostov y Sovetov rusos, del West Ham inglés, del Besiktas turco y de muchos equipos más. En las últimas cuatro temporadas, todos estos clubes europeos estrenaron casa, al igual que lo hace el equipo txuri-urdin, y todos sumaron los tres puntos.

El caso más reciente es el del Tottenham de Londres. El club inglés puso la guinda al crecimiento que ha vivido en los últimos años con la construcción del Tottenham Hotspur Stadium en el mismo lugar que el White Hart Lane, que se derribó. Los de Mauricio Pochettino ganaron el pasado abril 2-0 al Crystal Palace en el día de la inauguración.

Además de agradar en el primer partido de Liga en casa, como es el caso, el nuevo estadio también supone entrar en una mayor magnitud a nivel de institución y una motivación extra para la afición, que vivirá de otra manera el fútbol y querrá convertir el Reale Arena en un fortín. Esa sensación se experimentó en el San Mamés Barria en agosto de 2014, cuando el Athletic inauguró su recinto reformado venciendo ante el Nápoles en la previa de la Champions League.

En las grandes ligas europeas, el West Ham ganó 2-0 al Huddersfield en el Estadio Olímpico de Londres, la Juve 4-1 al Parma, el Lyon 4-1 al Troyes, el Betis 2-1 al Celta cuando completó la remodelación del Villamarín con la construcción del nuevo Gol Sur, o el Hoffenheim de la Bundesliga 2-0 al Energie Cottbus en 2009. Un ejemplo cercano, el Girondins de Burdeos inauguró el Matmut Atlantique con otro triunfo por 2-1 al Montpellier. En ligas menores, el Legia Varsovia se impuso al Cracovia en el Estadio del Ejército Polaco o en las ligas inferiores de Inglaterra, el Brighton superó en 2011 al Doncaster y el Cardiff City al Scunthorpe United en 2009.

Derrota en Cornellá

Cierto es que no todos son victorias y como en todos los casos, siempre hay excepciones. El Espanyol, en su debut en Cornellá El Prat en 2009, perdió 0-3 ante el Real Madrid, aunque la entidad del adversario era importante. El Lille galo empató ante el Nancy a uno en 2012, al igual que el Arsenal, contra el Aston Villa en el Emirates Stadium en agosto de 2008.

Más