Asier Illarramendi vuelve a la titularidad. /arizmendi

Asier Illarramendi vuelve a la titularidad. / arizmendi

La Real deja escapar la victoria

El conjunto blanquiazul, de más a menos, no pasa del empate ante el Rayo Vallecano (1-1)

Jon Munarriz
JON MUNARRIZ

Viene siendo habitual esta temporada. La Real Sociedad no consigue superar a un Rayo Vallecano que ya no se jugaba nada en un partido en el que los fallos de cara a gol han vuelto a sentenciar al conjunto blanquiazul (1-1). El empate sabe a poco teniendo en cuenta el dominio txuri-urdin durante los primeros minutos de ambas partes y las múltiples ocasiones erradas. Además, se escapa una oportunidad de oro para abrir brecha con el Villarreal tras su pinchazo ante el Alavés.

El partido de la Real ha ido, claramente, de más a menos. Los jugadores txuri-urdin salieron sabiendo que los tres puntos de hoy valían oro. Con mucha hambre y ambición se mostraron durante los primeros minutos en los que tuvieron hasta tres ocasiones claras. Pero parece que este año el balón no quiere entrar. Portu en dos ocasiones y Sorloth en una más, desaprovecharon tres oportunidades claras para abrir el marcador. Hubo que esperar al minuto 30 de la primera mitad para que los guipuzcoanos abrieran la lata. Sorloth ponía la guinda a las últimas buenas actuaciones con un zurdazo que servía para que la Real se fuera ganando al descanso. El gigante noruego ha peleado un balón al borde del área y ha sacado un latigazo pegado al palo izquierdo de la portería de Dimitrievski que nada ha podido hacer para detenerlo.

Justo después del gol visitantes se ha activado el Rayo y ha disputado sus mejores minutos de la primera parte, pero Remiro ha respondido a los constantes envites del equipo madrileño. De vuelta tras el descanso, la Real ha empezado muy enchufada y Januzaj, quien acababa de saltar al césped, tuvo la habilidad para marcharse de dos defensores dentro del área y chutar, aunque Dimitrievski sacó una mano salvadora para el Rayo en ese momento. La ocasión más clara de la Real en la segunda mitad. Pero los segundos cuarenta y cinco minutos han estado lejos de ser dominados por los txuri-urdin. Los cambios de Imanol han hecho que el equipo pierda la posesión y ha dado vida a un Rayo que veía como poco a poco se acercaba al área de Remiro.

Precisamente el navarro ha sido de lo mejor de la segunda parte de los blanquiazules. Mala señal. Sus paradas han evitado en varias ocasiones que el Rayo pusiera el empate en el marcador. El equipo madrileño conseguía con los minutos encerrar cada vez más a los txuri-urdin en el área y, finalmente, en el minuto 77, Falcao -que acababa de saltar al campo apenas unos segundos antes- ha cazado un balón muerto en el área pequeña y no ha perdonado. El tanto rayista ha sido un jarro de agua fría para los de Imanol, quienes no han sabido reponerse. Los de Iraola por su parte han olido la sangre, han querido aprovechar la situación y se han lanzado para hacerse con los tres puntos, aunque sin éxito. Un punto que sabe a poco viendo el buen inicio de partido de los chicos de Imanol y con la sensación de haber perdido una oportunidad de oro tras el pinchazo del Villarreal.