Daniel Mañero pone rumbo al Reale Arena.

Real Sociedad Cinco días en bici con un destino: el Reale Arena

Daniel Mañero, donostiarra afincado en Valencia, se ha subido a su bicicleta con el objetivo de estar en el Reale Arena este domingo para ver al Barcelona

Jon Munarriz
JON MUNARRIZ

588 kilómetros son los que separan la Valencia donde reside Daniel Mañero y su Donostia natal. Una distancia que este joven de 33 años está dispuesto a recorrer en bicicleta con un objetivo claro: ver a su Real Sociedad. Un viaje que ha comenzado este miércoles y que contará con cinco días de pedaladas hasta llegar al destino, el Reale Arena.

«En mi cabeza tengo pensado hacer 85 kilómetros al día y llegar a Donostia el propio domingo», explica Mañero. «Voy cargado con todo lo que necesito. Viajaré con 32 kilos y dormiré en mi tienda de campaña. Tengo hasta una ducha portátil para después de cada 'etapa'», afirma. Una travesía que también contará con viaje de vuelta que «será muy diferente» dependiendo de cómo acabe el partido de este domingo contra el Barcelona. «Si ganamos seguro que lo hago volando, pero como perdamos... va a costar el triple». Pero las trabas en el camino no solo pasan por el resultado del domingo. «Tenía pensado salir hoy (por el miércoles) desde Valencia, pero he tenido que cambiar la ruta por el grave incendio que hay en Castellón».

Daniel Mañero salió de Donostia rumbo a Valencia hace ya 16 años, pero pese al tiempo lejos de casa, su amor por los colores no ha desaparecido ni un instante desde entonces. «Mis primeros años viviendo en Valencia coincidieron con el descenso de la Real a Segunda División. No hay mucha gente txuri-urdin en Valencia, como puede ser lógico, y cuando yo les decía de qué equipo era me miraban con cierta lástima. Ahora es todo muy distinto. Con el buen juego del equipo y los últimos resultados, se puede sacar más pecho todavía de ser txuri-urdin». Y es que independientemente de en qué categoría estuviera su Real, Daniel no ha dudado en aprovechar los viajes del club guipuzcoano a tierras valencianas para acompañar al equipo desde el estadio. «Casi siempre que la Real ha jugado contra el Levante o contra el Valencia he solido ir a verles».

«Nunca había hecho algo así»

Ahora es a él al que le toca viajar detrás de la Real, aunque no es la primera vez que se lanza a una aventura por ellos. La temporada pasada ya removió Roma con Santiago por redes sociales para hacerse con una de las entradas para el debut europeo de la Real en Eindhoven, y que acabó en éxito. En aquella ocasión fue algo improvisado, pero este reto ya rondaba su cabeza desde hacía un tiempo. «Coincide con que ahora tengo unas semanas de vacaciones. Siempre había pensado en hacer Valencia-Donostia en bicicleta. Me gusta hacer pequeñas rutas como Valencia-Teruel o algo por el estilo, pero nunca había hecho algo así».

Pero no todo va a ser dejarse la garganta desde la grada Aitor Zabaleta, donde uno de sus amigos -que son tan aficionados como él- le ha cedido uno de los asientos. «Aprovecharé también para pasar unos días con los abuelos, la cuadrilla y estar en casa un tiempo». Ese esfuerzo titánico merecerá todavía más la pena en caso de la que los de Imanol se hagan con los tres puntos este domingo y de hacerlo, todos aquellos que coincidan con Daniel por la carretera en su viaje de vuelta podrán identificarlo fácilmente. «Ya he avisado a mis amigos que me gustaría comprarme un maillot y un culote de la Real Socidead, y como ganemos voy a ir vestido de txuri-urdin sin duda».