La razón de ser del club

La apuesta por la cantera es lo que diferencia a la Real Sociedad

Miguel González
MIGUEL GONZÁLEZ

La apuesta por la cantera es lo que diferencia a la Real Sociedad de los demás clubes. Su razón de ser. Porque todos tienen equipos inferiores, y muy buenos además, pero muy pocos se atreven a promocionar a los más jóvenes. Cualquier excusa es buena para mantenerles en el filial hasta aburrirles. Los que se disputan los títulos porque necesitan rendimiento inmediato al más alto nivel y no les dan tiempo a crecer, y los que miran a la permanencia porque optan por el corto plazo y quieren gente veterana que les aporte experiencia. En su caso no hay más futuro que el día a día.

Por eso es difícil encontrar un equipo donde tres chavales que no superan los 22 años hayan tenido el peso de Odriozola, Oyarzabal y Zubeldia. Los dos primeros están concentrados con la absoluta de Lopetegui y el tercero puede presumir de haber jugado a un nivel notable 1.923 minutos en el curso entre Liga, Copa y Europa que le han convertido en la gran revelación de la temporada, aunque en un año tan gris se hace difícil poner el foco en alguien concreto.

Hace años que asumimos que en un fútbol tan globalizado es imposible jugar con once guipuzcoanos formados en Zubieta, por eso se necesita tan buen ojo para acertar en las incorporaciones exteriores, pero la factoría txuri-urdin no ha perdido protagonismo y eso es una buena noticia. Porque significa que los cimientos son sólidos y la Real goza de estabilidad. Hoy una mala temporada se traduce en un duodécimo puesto cuando otrora ponía en riesgo la permanencia.

Chavales del Sanse como Gorosabel, Sola, Gorostidi, Sangalli, Merquelanz y Capilla están ante una ocasión inmejorable de luchar por hacerse con un hueco. Porque tanto en el lateral derecho como en el centro del campo hay plazas vacantes para quien quiera aprovecharlas. Ahora está en su mano conseguirlo o no, como en su día hicieron Griezmann, Illarramendi, Aritz, Oyarzabal, Odriozola y tantos otros. Tampoco me olvidaría de Roberto López, un chaval con unas condiciones extraordinarias que muy pronto tiene que dar que hablar. No todos llegarán, eso es seguro, pero con que lo haga uno por generación sería un éxito. Y eso lo veo perfectamente factible.

Temas

Fútbol

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos