Bruma, a la izquierda, durante un entrenamiento con el PSV Eindhoven. / efe

Europa League

Bruma: «La Real Sociedad intenta imitar al Barcelona»

El exrealista guarda un buen recuerdo de su paso por Donostia y destaca que en las filas blanquiazules hay «jugadores muy buenos y con mucha calidad»

Imanol Troyano
IMANOL TROYANO

Una de las mayores amenazas del rival de la Real Sociedad este jueves (21.00 h.) en el Philips Stadium tendrá una cara conocida. El exrealista Bruma es el hombre del momento en el PSV Eindhoven, después de que haya arrancado la campaña en un gran estado de forma. Sus buenas actuaciones le han servido incluso para ser nombrado como el mejor jugador del mes de agosto de la Eredivisie.

Los de Imanol Alguacil tendrán que prestar mucha atención al atacante de Guinea Bissau. Su explosividad le ha convertido en una de las grandes bazas ofensivas del cuadro que dirige Roger Schmidt. Bruma, a su vez, también sabe que no lo tendrá fácil para llevarse los tres puntos el jueves.

Según ha reconocido en una entrevista concedida a los medios del club, el exrealista espera un duelo complicado. «La Real es un club que intenta imitar al Barcelona», ha destacado con una sonrisa en la cara. «En lo que se refiere al juego y a la posesión del balón se parece al Barça», se ha explicado el futbolista del PSV y ha argumentado que «realmente tienen jugadores muy buenos y con mucha calidad».

Bruma guarda buen recuerdo de su paso por San Sebastián, aunque tan solo estuviera un año en forma de cedido. «Jugué 35 partidos y pasé buenos momentos. Es un buen club, conozco a algunos jugadores y sé de su calidad. Va a estar bien reencontrarme con antiguos compañeros, pero obviamente quiero ganar», ha avisado el jugador. El exblanquiazul cree que es «fundamental ganar en el primer partido de la Europa League» y asegura que van a salir con esa mentalidad.

A sus 26 años, el futbolista de Bissau, que también cuenta con nacionalidad portuguesa, ya ha militado en hasta siete clubes distintos. Desde que diera el salto al primer equipo del Sporting de Portugal en 2013, Bruma ha combinado traspasos y cesiones por conjuntos como el Galatasaray, Gaziantepspor, Real Sociedad, RB Leipzig, PSV Eindhoven y Olympiakos.

Recaló en su actual equipo en 2020, aunque como bien ha confesado, no tuvo un inicio sencillo después de que perdiera la confianza en su juego en los primeros meses. A esto se le unieron también problemas personales que hicieron que el rendimiento del jugador decayera totalmente. «No tenía fuerza para ir a entrenar ni para jugar. Solo quería quedarme en casa. No pensaba en jugar al fútbol, mi cabeza estaba mal. Fue un periodo muy difícil, horrible», ha admitido Bruma.

Esta circunstancia dio pie a su cesión al Olympiakos durante el pasado curso, donde el propio futbolista ha reconocido que recuperó la confianza. Bruma comienza ahora a disfrutar de su aventura en Países Bajos. «Me siento bien, con confianza. He encontrado una casa y estoy muy feliz. Eindhoven es una ciudad muy buena para vivir y me permite descansar. Mi sueño es ser campeón con el PSV y volver a la selección poruguesa», ha expresado por último el exrealista.