Brais Méndez, a su llegada a Policlínica Gipuzkoa esta mañana. / sara santos/iker valverde

Fichaje Brais Méndez, «muy contento» al llegar a Donostia, pasa el reconocimiento médico

El centrocampista ha sido recibido por Olabe y Bretos en la capital guipuzcoana y la oficialización de su fichaje por la Real Sociedad es cuestión de horas

IKER VALVERDE | IMANOL TROYANO

Brais Méndez ya está en Donostia. El futbolista gallego ha aterrizado a las 10.24 horas en Loiu, el aeropuerto de Bilbao, y ha llegado a su hotel de San Sebastián, el Costa Vasca, a las 11.40 horas. Allí se ha encontrado con el director de fútbol de la Real Sociedad, Roberto Olabe, y la mano derecha de este, Erik Bretos, con los que ha acudido minutos más tarde a Policlínica Gipuzkoa para pasar el reconocimiento médico y así acelerar los tiempos antes de que se haga oficial su incorporación.

Brais Méndez, natural de Mos y de 25 años de edad, llega para estampar la firma en su nuevo contrato con la Real Sociedad con la idea de que mañana pueda estar disponible en el primer entrenamiento del equipo a puerta abierta en Anoeta. Fue este pasado sábado cuando saltó la noticia del fuerte interés del club txuri-urdin en hacerse con sus servicios.

El celtiña se ha mostrado feliz de llegar a la Real según descargaba sus maletas del taxi que le ha traído desde Loiu. A la pregunta de si está contento de recalar en una Real con la que va a jugar en Europa, Brais Méndez ha alzado el pulgar y ha asegurado que está «muy contento». A su entrada al centro sanitario para pasar el preceptivo chequeo médico asentía a la pregunta de si tenía ganas de que se cerrase ya su traspaso al club txuri-urdin.

La oficialidad del acuerdo entre la Real Sociedad y el Celta por el traspaso de Brais Méndez podría hacerse pública en las próximas horas. Méndez, internacional absoluto con España, es la segunda gran apuesta de la secretaría técnica txuri-urdin -tras el fichaje de Cho-, que ve en él un futbolista de talento y capacidad física que puede encajar a las mil maravillas en el sistema de juego que quiere seguir desarrollando el entrenador, Imanol Alguacil.

Este periódico informaba este miércoles de que en la operación entre ambos clubes, que está muy cerca de culminar, se había puesto encima de la mesa el nombre de Mathew Ryan, quien podría cambiar de aires rumbo a Vigo. Precisamente resolver este asunto es lo único que separa a Méndez de la Real. El club guipuzcoano y el gallego tienen la intención de cerrar la operación este mismo miércoles y lo único que falta por aclarar es qué jugador txuri-urdin recala en el conjunto celeste y en qué condiciones. El guardameta australiano o Lobete son los realistas mejor posicionados para realizar el viaje inverso al de Brais Méndez.