A por la final de Copa

«Tenemos que aguantar en el partido y también meterles miedo»

Garbiñe Etxeberria. / José Mari López

Garbiñe Etxeberria pide al equipo que demuestre el trabajo que ha hecho todo el año y asegura que el Atlético «nos tiene mucho respeto»

GAIZKA LASA

Mientras las jugadoras de la Real Sociedad realizaban el último entrenamiento antes de partir hacia Granada en el Z7 de Zubieta, la directora del fútbol femenino del club, Garbiñe Etxeberria, ha señalado que «ha sido una semana especial en la que cada día hemos ido disfrutando de los momentos», pero también una semana difícil de gestionar para las jugadoras. «Hemos intentado hacer una semana normal, pero no ha sido fácil teniendo todo en cuenta todo. No ha sido fácil por el impacto mediático, pero oportunidades así no se pueden perder y ellas tienen que afrontar ya las horas que quedan desde la concentración. El equipo está bien, con ganas y animoso, esperando al día de mañana».

Etxeberria ha reconocido que «está siendo difícil gestionar todo lo referente a los nervios. A partir de hoy entramos en la rutina de partido. Veremos allí con qué ambiente nos encontramos. Lo importante es mantener la rutina de antes del partido y estar muy centradas en lo que nos toca».

En cuanto al apoyo de la afición, ha reconocido que «son momentos a los que no estamos habituadas. Es de agradecer. Lo que estamos viviendo como club es muy grande. El apoyo del miércoles por parte de un grupo de niños y niñas fue increíble. Tiene mucha importancia en estos momentos pero también de cara al futuro». Ha reconocido que «no he estado nerviosa en toda la semana pero ahora que empiezo a ver fotos de gente que está viajando ya, se empieza a mover algo dentro».

Ante una cita como la de una final de Copa, recordaba que «todavía no sé si nos hemos dado cuenta de lo que hemos hecho. Tenemos que darle importancia. Lo que tenemos que pedir al equipo es que demuestre mañana en el campo el trabajo que ha hecho durante todo el año». Ha añadido que «llevamos años con buenas temporadas, siendo referencia a nivel de Estado, pero esto es algo que nos hace más grandes. El club lo agradece y es una final de mucho valor».

En cuanto al partido propiamente dicho, ha citado como una de las claves lo que ocurra en «los minutos del inicio, hasta asentarnos, porque todo será nuevo: la gente, el juego, el campo, el ambiente, el horario... habrá que adaptarse. Los primeros minutos serán importantes tanto en la primera parte como en la segunda». Eso sí, se ha mostrado convencida de que las jugadoras saldrán con más energía que el domingo en Zubieta. «No tendrá nada que ver. La exigencia y el escenario son diferentes».

En cuanto al Atlético de Madrid, ha admitido que es un rival duro, que «ha ganado la Liga y ahí está la regularidad que han tenido, pero el partido de mañana es diferente también para ellas y nos tienen mucho respeto».

Ha afirmado que «como equipo quiero que seamos el equipo que hemos sido, un equipo que hace bien las cosas con el balón, que sabe competir, estar centradas, no perder la cabeza y si se pone el marcador adverso, seguir trabajando. Se vio en el partido de Anoeta en el derbi».

Preguntada por si firmaría llegar a la tanda de penaltis, ha respondido que «firmaría tener oportunidades, es decir, poder ganar la final en cualquier momento, pero ganarla. Como si tiene que ser en el octavo penalti. Tenemos que aguantar en el partido y meterles miedo también».

Sobre el césped de Los Cármenes, ha señalado que «debe estar bien porque se juega una final».