Real Sociedad B

Paraguas, gafas de sol y Steve Nash en Zubieta

Paraguas, gafas de sol y Steve Nash en Zubieta

La grada del José Luis Orbegozo estuvo llena para presenciar la vuelta del Sanse a unos playoffs | Asier Garitano se sentó junto a Roberto Olabe para seguir al filial realista en el choque contra el Fuenlabrada

BORJA OLAZABAL SAN SEBASTIÁN.

Tarde curiosa la de ayer en Zubieta. Caras nuevas se dejaron ver por la grada. Caras que deben ser importantes en los próximos años en la Real Sociedad. Nuevas sensaciones también. Las que vivieron los jugadores al afrontar un partido de estas características. Y también los seguidores del filial realista, que hacía muchos años que no presenciaban en directo un playoff de ascenso a Segunda y poblaron las gradas.

Pero si algo llamó la atención por encima de todo lo demás, fue una extraña presencia en la tribuna del José Luis Orbegozo. Nadie sabía muy bien en Zubieta qué hacía allí todo un MVP de la NBA como Steve Nash. El jugador de nacionalidad canadiense -aunque nacido en Johannesburgo- se ha declarado siempre un gran amante del 'soccer' y, de hecho, es accionista del Mallorca.

El cuadro bermellón juega hoy su eliminatoria de ascenso en Anduva contra el Mirandés y la plantilla aterrizó ayer en Vitoria. Quizá por ahí se pueda encontrar la explicación de la aparición del exbase de los Suns en tierras guipuzcoanas.

Otra ovación para Prieto

Cruzarse con Nash por las gradas resultó exótico, pero las ovaciones en la Real Sociedad se las sigue llevando el mismo, Don Xabier Prieto Argárate. El '10' se dejó ver por Zubieta y recogió el cariño de una afición a la que le va a costar olvidarse de su capitán.

Prieto no fue el único jugador que se acercó a animar a los potrillos. Estuvieron Illarramendi, Oyarzabal o Kevin. El presidente Jokin Aperribay también se dio cita en Zubieta, estuvo sentado junto al vicepresidente Ángel Oyarzun. Cerca estaban Vicente Biurrun, Iñaki Ibáñez y Joseba Barandiaran, de IDUB. Agencia que lleva al nuevo entrenador realista, Asier Garitano.

El de Bergara está trabajando ya para el club y ayer presenció el encuentro junto a Roberto Olabe. Alguno de los jugadores que se midieron al Fuenlabrada harán la pretemporada con el primer equipo y el míster quiso verles sobre el verde.

Grada supletoria

El club colocó una grada supletoria, donde se situaron el centenar de seguidores del Fuenlabrada, que no hicieron demasiado ruido. Ellos aguantaron en su sitio hasta el final, aunque la grada se llenó y vació al ritmo que se intercambiaban en el cielo el sol y la lluvia.

Al final predominó la lluvia porque la tarde acabó gris tras la eliminación del Sanse.

Más noticias

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos