Real Sociedad

Recuperar la solidez, primer reto de la Real Sociedad

Recuperar la solidez, primer reto de la Real Sociedad

Se sabía que la campaña iba a resultar complicada por la exigencia de la Europa League. La Real Sociedad se desinfla, pero la cátedra confía en Eusebio y sus jugadores

ÁLVARO VICENTE

La Real Sociedad atraviesa el momento más delicado de lo que se lleva de temporada. Nunca había estado tan abajo en la clasificación y lo que es más preocupante, con la dinámica que trae, nada indica que vaya a levantar pronto el vuelo. Es el cuarto peor de la Liga en las dieciséis últimas jornadas, por delante solo del Levante, Málaga y Las Palmas; no ha ganado en las cinco últimas salidas, en las que ha firmado un bagaje de tres derrotas y dos empates; y ya ocupa la segunda mitad de la tabla. El equipo necesita corregir errores para afrontar con solvencia el resto de la temporada.

David Muñoz, entrenador «Antes los errores quedaban ocultos por la pegada y ahora...»

AMAXKAR

David Muñoz, entrenador del Zarautz de División de Honor regional, cree que el estilo que ha dado Eusebio al equipo requiere solidez atrás y una pegada que ahora no está teniendo. «La Real tiene ratos en todos los partidos en los que es superior a su rival. No hace mucho leía una entrevista en el periódico a Beñat San José en la que subrayaba que la Real juega como un grande y no puedo estar más de acuerdo. La diferencia es que la Real no tiene la pegada de un grande y lo está acusando. La Real no es el Madrid, Barcelona o Atlético, equipos en los que siempre hay algún jugador que aparece para ganar a rivales que se cierran atrás. Ahora está sufriendo más de lo esperado porque ante equipos como el Leganés, Las Palmas o Málaga, que se meten atrás, la Real no está teniendo el acierto que sí tuvo en la pasada temporada».

A eso se le suma, sigue Muñoz, que la Real «sigue cometiendo los mismos errores que hace meses. Antes podían quedar ocultos por los muchos goles que metía, pero ahora...». Y pone nombres y apellidos a esos errores: «Son fallos de concentración sobre todo cuando la Real tiene el balón, cuando trata de salir desde atrás. Le está penalizando muchísimo».

Muñoz considera que «falta aportación de la segunda unidad. Los suplentes no mejoran lo que hay dentro del campo. Eusebio no está dando con la tecla en los cambios ni es capaz de variar el guion. Soy ‘muy de Eusebio’ en cuanto a estilo, pero a mi juicio le está faltando un poco de cintura».

El técnico se hace preguntas: «No sé si es cuestión de reforzar la plantilla... Eusebio parece convencido de que no necesita más jugadores, pero los equipos que están por delante se están reforzando todos. Lo positivo es que solo separan cuatro puntos del séptimo puesto y que a equipos que están por delante en una dinámica positiva como el Girona o el Leganés se les puede hincar el diente en la segunda vuelta. Quizás Eusebio se debería plantear no salir a tumba abierta ante equipos que le esperan atrás».

Agustín Aranzabal, excapitán «Hay que tener confianza en Eusebio y los jugadores»

Michelena

Doce temporadas en la Real, en las que jugó 353 partidos, avalan a Agustín Aranzabal (Bergara, 1973). Era el capitán de la Real que hace diez años disputó la Champions, por lo que conoce de primera mano lo que significa una temporada como la actual, con dos competiciones de máxima exigencia. Sabe qué se respira en el vestuario en momentos como este, en los que el equipo no termina de tener regularidad en su juego y tampoco en resultados. «Lo mejor ahora es dejar trabajar a Eusebio y los jugadores. Los de fuera tenemos que estar con el equipo y tener confianza en ellos. Hay que estar tranquilos porque sabemos el rendimiento que puede dar este equipo. Lo ha demostrado. No hay que volverse locos. Este equipo saldrá adelante seguro». A juicio de Aranzabal, en declaraciones en la televisión de este periódico, la primera parte realizada ante el Barcelona «demuestra que hay equipo, con recursos», aunque también confirma que hay «alguna duda» que podría provocar que se venga abajo en las segundas partes. La Real encajó tres goles después de irse al descanso con ventaja de 2-1. «No se puede hablar de crisis. El único pero que se le puede poner es quedarse fuera de la Copa. Es cierto que podía estar más arriba, pero insisto en que hay que estar con el equipo porque solo son cuatro puntos los que nos separan del séptimo puesto». Aranzabal, al que se le puede ver a menudo en Anoeta, no pone en duda a Eusebio. «Le ha dado un estilo diferente a lo que estábamos habituados que le ha ido bien al equipo. Quizás ahora le falta un poco de profundidad»

Mikel Roteta, exjugador y técnico «Los contrarios ven un filón jugando a la contra y hay que remediarlo»
Arizmendi

Mikel Roteta ha estado once años seguidos entrenando desde que dejó el fútbol y este es el primero en el que ha decidido coger algo de oxígeno. «La Real de Eusebio tiene grandes virtudes como su dominio del balón, pero los defectos que conlleva jugar de esa forma se han acrecentado ahora. Si antes se sentían más sólidos y la defensa era más expeditiva o por lo menos resolvían las contras de los rivales con más acierto, ahora los contrarios ven un filón al jugarle a la contra a la Real y hay que remediarlo».

El que fuera exjugador de la Real y el Málaga considera que las lesiones de Iñigo y Navas, «que les ha impedido estar a la altura de la temporada pasada», las ha acusado el equipo. «Me gustó la apuesta de Iñigo en el lateral porque le dio más consistencia. Evidentemente, sin ser infiel a un estilo y a una idea, decisiones como esta permiten ganar más consistencia. Otra posibilidad podría pasar por fortalecer el centro del campo con un jugador que acompañe a Illarramendi con idea de tener siempre la espalda bien cubierta. El reto es enganchar dos resultados positivos, recuperar la solidez».

Roteta tiene palabras para Rulli. «No cargaría las culpas sobre él. Ahora bien, me preocupa que cuando el portero comete un error en la salida del balón, haga lo mismo en la siguiente jugada. A mis equipos siempre les digo que cuando se produce una situación de riesgo, en la siguiente jugada apuesten por una jugada segura que no ponga en aprietos al equipo. ¿Por qué no se apuesta por un balón en largo a Willian José o Prieto que van bien por arriba? Apostar por dos jugadas de riesgo consecutivas es alimentar la confianza del rival y restarte a ti».

Roteta cree que «hay tiempo de ir hacia arriba. La Real está para llegar al final de la Liga en posiciones de opción a UEFA. Hay recursos y plantilla, pero hay que cuidar los detalles».

José Luis Txakartegi, entrenador «Es necesario fortalecer la transición defensiva en el estilo de Eusebio»

El técnico del Mariño y jefe de estudios de la escuela de entrenadores de la Federación Guipuzcoana de Fútbol tiene plena confianza en Eusebio. «Ha dotado a la Real de un juego muy ‘barcelonista’ y los jugadores lo han interpretado muy bien. La Real trata de cine el balón y a los que nos gusta el fútbol debemos estar contentos por ver jugar así al equipo». El «problema» es que para jugar de esa forma, con una circulación de balón alta, «se necesita una seguridad que es siempre en inferioridad, con dos centrales y un pivote excelentes como pasa en el Barcelona. Eso ahora no lo tenemos en la Real, o por lo menos no al nivel necesario como para jugar con dos laterales lanzados. El equipo sufre. Hay que fortalecer la transición defensiva porque cualquier equipo a la contra le hace daño a la Real. Se puede remediar añadiendo jugadores o reforzando esas situaciones en los entrenamientos».

A los dos centrales y el mediocentro, «con unas características muy por encima del cien por cien y muy bien entrenados», Txakartegi suma al portero. Ellos cuatro son «fundamentales» en equipos que juegan como la Real. «En la temporada pasada salió muy bien. En esta sigue bien en ataque, pero nos cogen muy descuidados en las transiciones».

El entrenador ve en Zubeldia el jugador que puede ofrecer la consistencia de la que carece el equipo por momentos. Le conoce bien porque lo ha tenido en las categorías inferiores de la selección de Euskadi: «Debería tener más minutos porque va a crecer en el puesto de mediocentro».

Aitor López Rekarte, excapitán «Es clave recuperar a Kevin para tener más opciones a Odriozola»

Aitor López Rekarte (Arrasate, 1975) ve una Real «incompleta» por no ser capaz de ser regular durante los noventa minutos de los partidos. «Metemos muchos goles pero también encajamos y ese no es buen síntoma», apunta en la televisión de este periódico quien jugó diez temporadas en el primer equipo de la Real, desde 1997 a 2007, y hoy sigue ligado a este deporte como técnico del Universidad de Deusto en Regional Preferente. «En la Real seguro que están trabajando para corregir los detalles que impidan no encajar tanto. Los jugadores deben de ser conscientes del peligro que supone no vigilar de cerca al rival. Es trabajo de todo el equipo». Una tarea, a su entender, pasa «por recuperar a Kevin. Es un jugador superválido para la Real y quizás se ha desconectado. Recuperándole podríamos tener dos bandas y no recurrir siempre a Odriozola en la derecha».

El ‘Bomba’ apuesta por ganar al Celta para «insuflar ánimos en los jugadores y en los aficionados y para poder disfrutar de la Real como ha demostrado que puede hacer. Ojalá haga un partido redondo, los noventa minutos. Es lo que necesita».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos