Diario Vasco

real sociedad

Agirretxe: «Siempre he tenido claro que volvería a jugar»

Imanol Agirretxe posa en el gimnasio de Zubieta, en el que tantas horas ha pasado en los últimos meses. La pesadilla ha acabado para él.
Imanol Agirretxe posa en el gimnasio de Zubieta, en el que tantas horas ha pasado en los últimos meses. La pesadilla ha acabado para él. / LOBO ALTUNA
  • imanol agirretxe, delantero de la real sociedad, Agirretxe afirma que «esta lesión ha sido una pelea conmigo mismo, pero ya no me duele nada y solo quiero empezar a entrenar»

Deportivas para toda la familia al mejor precio

Las mejores marcas a los mejores precios

Colección en piel de bolsos y zapatos de diseño

Hasta 70%

Selección de botas, botines y zapatos para mujer

Hasta 70%

Calzado de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calzado de piel al mejor precio

Hasta 80%

Moda casual para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de pulsera para hombre y mujer

Hasta 70%

Diseños exclusivos en bolsos de piel

Las mejores marcas a los mejores precios

Joyas y relojes para hombre y mujer

Hasta 70%

Selección de marcas especializadas en outdoor

Las mejores marcas a los mejores precios

¡Encuentra la cazadora que se adapta a tu estilo!

Hasta 90%

Moda casual para mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Bolsos de piel made in Italy

Hasta 80%

Relojes de moda para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

¡La moda que más te gusta al mejor precio!

Hasta 80%

¡Viaja con estilo!

Hasta 80%

Deportivas, botas y zapatos para hombre

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de pulsera al mejor precio

Hasta 80%

Accesorios y gadgets electrónicos

Hasta 90%

Viste tu cama con la Denim más reconocida

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de moda para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes y brazaletes inteligentes

Hasta 80%

Cosmética de calidad al mejor precio

Hasta 90%

¡El calzado de moda a tus pies!

Hasta 70%

Complementos y juguetes eróticos.¡Mantén viva la pasión!

Hasta 80%

Imanol Agirretxe (Usurbil, 1987) luce un buen color porque este año ha podido tener algunos días de descanso con su familia, a diferencia del último en el que no salió de la «jaula» de Zubieta, como él mismo dice. El delantero realista está fino, no ha ganado un gramo pese a no poder jugar ningún partido oficial en la última temporada, y está dispuesto a iniciar la pretemporada junto a sus compañeros. En este camino, desde que el 30 de diciembre de 2015 Keylor Navas se lo llevó por delante, Agirretxe ha sido intervenido del tobillo en dos ocasiones y ha pasado por un puñado de consultas médicas. «Hoy no me duele nada, la lesión de tobillo está olvidada y solo quiero empezar a entrenar», apunta.

- Así que ya no tiene dolores.

- Estoy bien. Acabé las tres-cuatro últimas semanas de la temporada entrenando como uno más y ahora mismo me encuentro bien, con la idea de empezar la pretemporada como uno más.

- Supongo que se quedó con las ganas de no haber podido jugar unos minutos en el final de Liga.

- Hubiera sido bonito y significativo acabar la temporada jugando porque de esa forma ponía ya el punto y aparte a la lesión y me marchaba de vacaciones liberado. Se dieron las circunstancias para que hubiera jugado, pero tuve un pequeño pinchazo en el aductor que me hizo parar tres o cuatro días y ahí se esfumó la posibilidad de entrar en esos últimos partidos. En cualquier caso, insisto en que estoy muy contento de haber podido acabar entrenándome como uno más. Eso es lo más importante. Ahora solo espero hacer una temporada completa. Estoy con muchas ganas.

- Los jugadores que han tenido lesiones de larga duración como Canales o Carlos Martínez han vuelto al campo con un físico más definido. ¿Usted cómo está?

- Estoy bastante parecido de peso que cuando me lesioné. Es cierto que la masa muscular va bailando por semanas, que hay momentos en los que se trabaja más una parte del cuerpo que otra para ir compensando los déficits que puede generar la lesión, pero en general se puede decir que estoy más o menos igual.

- ¿Puede especificar el trabajo que ha hecho en estos meses?

- Hemos hecho un trabajo progresivo después del problema de peroneos que me obligó a parar un tiempo y que me llevó a recibir una serie de infiltraciones. Aquello es pasado. En este tiempo hemos trabajado para ir ganando movilidad en el tobillo y para fortalecer la musculatura que está alrededor. Por desgracia me he hecho un especialista en el tobillo, me conozco de memoria todos los huesillos y músculos después de haber pasado por las manos de unos cuantos médicos y de haberme hecho otras tantas resonancias.

- Sus compañeros han alabado el ánimo con el que ha afrontado la lesión en este tiempo. ¿A qué se ha agarrado para no dejarse llevar?

- Ha sido una pelea conmigo mismo. No veía otra opción que tirar hacia adelante y ver el lado positivo. No quiero esconder que ha habido días malos en los que me ha costado más de la cuenta, me he ido a la cama dándole vueltas a la cabeza, pero yo he entendido siempre que la única actitud era ser positivo y pensar en que iba a poder seguir jugando a fútbol. Es lo que he querido transmitir a los que estaban a mi lado.

- ¿Está cansado de hablar siempre de lo mismo?

- Por eso quiero jugar cuanto antes para que la lesión sea un mal recuerdo del pasado y solo hablar de fútbol. He sentido el cariño de mucha gente en este tiempo, pero también ha habido momentos en los que ya no sabía ni qué contestar. He confirmado que la Real arrastra a mucha gente que por suerte se ha preocupado por mí. Se han interesado tanto los conocidos como los no conocidos que me han parado por la calle. No exagero si digo que he tenido que explicar cómo estoy entre quince o veinte veces cada día. Cuando progresas respondes con gusto, pero cuando no lo ves claro cuesta más porque son 24 horas pensando en lo mismo. Quiero decir 'ya estoy bien, he marcado un gol' en lugar de 'parece que voy bien...'. Asumo este interés de la gente como algo normal porque sé quién soy y el papel que tengo en la Real.

- ¿Sirve de algo ver casos de otros deportistas como los pelotaris Martínez de Irujo o Zubieta que han tenido que retirarse obligados por distintas lesiones?

- Siempre he tenido clarísimo que volvería a jugar. Esa mentalidad es la que me ha llevado a recuperarme y a estar bien. Si hubiera estado a medias o desganado, seguramente no tendría ninguna razón para recuperarme, pero yo siempre lo he visto muy claro, me veía capaz de volver a disfrutar del fútbol, que es lo que más me gusta. Cuando veo que Irujo se ha retirado por un problema cardíaco claro que me lleva a la reflexión. Otro caso distinto es de Aitor Zubieta, al que las rodillas le han dicho 'basta'. Los dos pueden estar orgullosos de lo que han dado al deporte de la pelota.

- Hace una pausa

- Lo que tengo claro es que a todos en un momento se nos va a acabar. El fútbol no es para toda la vida. Todos nos tenemos que preparar para ese momento de la retirada ya sea por decisión personal, por lesiones o porque ya no te quieren. Ese momento va a llegar y hay que convivir con eso.

- Por el momento, a usted le queda fútbol. El 7 de julio está citado en Zubieta.

- Empezaré un poco antes a entrenarme para ir cogiendo tono, pero el 7 de julio es el gran día. Tengo la ilusión de un chaval del Sanse. Llevo mucho tiempo sin disfrutar de esto. En el último mes, entrenando ya con el grupo, disfruté cada segundo, viví cada día como un premio. Sé que va a ser duro, pero espero compensarlo con las ganas que tengo de volver a entrenar y empezar a jugar.

- ¿Recuerda cuándo es el primer amistoso?

- El día 15 de julio en Elgoibar (sonríe). Ojalá pueda jugar ya ese día, aunque tampoco voy a tener prisa ahora. Espero tener la oportunidad de sentirme futbolista con todas las letras en alguno de esos partidos.

- ¿Ha podido probarse a puerta cerrada en algún amistoso?

- He jugado partidos de fútbol once con el equipo en los entrenamientos. Me he encontrado bien, sin ningún problema, y lo que es mejor, no he tenido ninguna molestia a las horas o al día siguiente.

- ¿Espera muchas caras nuevas en el primer día de trabajo?

- Es difícil que en el arranque de la pretemporada haya nuevos fichajes, normalmente llegan con el trabajo empezado. Veremos qué pasa. Las salidas y entradas son parte del fútbol, nada fuera de lo normal. Ya se escuchan nombres de jugadores, pero ya veremos cuáles se cumplen y cuáles se quedan en serpientes de verano.

- Es seguro que jugadores del Sanse se incorporan al primer equipo.

- Es una buena noticia que los canteranos se vayan abriendo paso. Si llegan al primer equipo es porque se lo han ganado. Kevin, Bautista, Odriozola, Zubeldia y Guridi, con el que he coincidido mucho en las últimas semanas mientras se recupera de la operación en la rodilla.

- Usted sabe que lo difícil no es llegar al primer equipo sino mantenerse...

-En la historia de la Real hay muchos jugadores que han debutado y jugado unos partidos, pero son pocos los que consiguen mantenerse. A mí también me costó porque debuté joven y eran épocas difíciles, pero con el tiempo y el trabajo me he hecho un hueco y espero que ellos también trabajen para conseguirlo.

- Otro que llega es Bautista, un delantero centro. ¿Cómo ve esa pelea?

- Con naturalidad. Si no fuera él, sería otro fichaje. Un club como la Real, con las aspiraciones que tiene y jugando en Europa, debe tener tres o cuatro delanteros. La Real no se puede permitir tener un delantero y medio, no puede afrontar una temporada con tan poca gente, y mínimo debe tener dos jugadores por puesto. Lo importante de esa competencia es que demos lo que nos toque en el momento oportuno. Si es así, estaremos arriba en la Liga, en Europa llegaremos lejos y en la Copa, más de lo mismo.

- Sabemos que Bautista es oportunista. ¿Qué más puede ofrecer?

- Jon es efectivo. Parece que no está, pero siempre está atento. Está a lo que está. Igual es más jugador de área pero siempre tiene peligro, es un delantero rematador al que no le puedes dar dos metros dentro del área. No es Juanmi, un jugador que baja más asociarse, es diferente como ha demostrado con goles.

- ¿Willian José es algo más similar a usted?

- Tenemos cosas parecidas, pero somos diferentes. Nos movemos de forma distinta en el campo y tomamos decisiones distintas. Por ahora no he podido jugar con él. Hablamos de los goles porque es la forma de medir a los delanteros. La gente así lo hace. No vale con marcar solo goles, en un partido hay que hacer mucho más. Defender bien, sobre todo en la estrategia defensiva, generar juego, dar pases de gol... Más que un delantero para jugar arriba hay que ser un jugador completo. Insisto en que mi objetivo es hacer una buena pretemporada y llegar bien físicamente bien al arranque porque si lo consigo, mentalmente estoy muy fuerte, voy a poder seguir marcando goles.

- ¿Podrán jugar los dos juntos?

- ¿Por qué no? Con Eusebio he jugado de delantero y en las bandas, prácticamente de extremo, con Jonathas arriba, así que también podemos hacerlos Willian José y yo. Insisto en que mi único objetivo es serle útil al entrenador y al equipo.

- ¿Hay suficientes jugadores como para encarar las tres competiciones con garantías?

- El número exacto de jugadores que vamos a estar en el primer partido es difícil de saber a estas alturas del verano. Es imposible saber qué número es el ideal para encarar tres competiciones. Hemos visto equipos que han tirado toda la temporada con catorce jugadores y han hecho un buen papel y otros que con dieciocho o veinte lo han hecho peor. Hay técnicos que apuestan por una plantilla corta hasta fundirla y otros que prefieren rotar para llegar con todos a final de temporada. ¿Qué número es el ideal? Es una pregunta sin respuesta.

- La temporada que viene, al menos hasta Navidades, se presenta con muchos partidos y menos entrenamientos.

- Competir y jugar partidos es lo que nos gusta a los jugadores, es para lo que nos entrenamos. Cuantos más partidos, mucho mejor. El hecho de no tener que jugar previas nos va a permitir hacer una pretemporada mejor para después poder competir con todas las garantías del mundo. El gol de Juanmi en Balaídos nos da un balón de oxígeno extra. Nunca olvidaré los últimos quince minutos de Liga. Fueron de infarto, gritábamos como locos en la grada de Vigo. Tenemos que darle continuidad al trabajo que venimos haciendo. El grupo ha hecho un buen trabajo, ha logrado buenos resultados con buenas sensaciones y hay que seguir así. Habrá más partidos, pero es lo que nos gusta a los jugadores y aficionados. El año que jugamos la Champions entramos en Europa en plena Liga, así que no hay que tener miedo a nada.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate