Real Sociedad

Illarramendi: «Sabemos a qué jugamos y eso se tiene que notar este año»

Asier Illarramendi firma ayer la camiseta que será sorteada entre los suscriptores del Club de EL DIARIO VASCO. / J.M. LÓPEZ
Asier Illarramendi, ganador del DV de Oro 2016/17

Se pone como reto llegar lejos en Europa: «Primero hay que pasar la liguilla, pero en una eliminatoria a doble partido podemos ganar a cualquiera»

MIGUEL GONZÁLEZSAN SEBASTIÁN.

Asier Illarramendi (Mutriku, 1990) recibió ayer el DV de Oro que premia al jugador más regular de la temporada 2016/17. Es la primera vez que obtiene este galardón, que cumple 37 ediciones y el segundo mediocentro que lo consigue después de Xabi Alonso.

- ¿Qué supone para usted ganar el DV de Oro?

- Es una satisfacción porque significa que he mantenido una regularidad durante toda la temporada, pero, como siempre digo, no solo yo sino todo el equipo. Ojalá podamos hacer otra vez un año bonito y disfrutemos sobre el verde tanto o más como en la última temporada para lograr grandes cosas.

- Pasa a engrosar la lista de ganadores del premio en el que hay nombres como López Ufarte, Arconada, Zamora, Kovacevic...

- Éste premio es más especial si cabe, es un orgullo. Demuestra que he hecho bien el trabajo y que alguien lo ha sabido valorar.

- En 37 ediciones, solo ha habido dos mediocentros que han conseguido ganarlo: Xabi Alonso y usted.

- Y además metiendo solo un gol en toda la temporada (ríe). No es fácil recibir un premio en un puesto como el mío, los delanteros suelen ser los que se llevan los titulares. Probablemente este premio llega por lo bien que hemos jugado todos los jugadores. Quien más quien menos ha tenido su papel protagonista.

- ¿Está de acuerdo en que ha sido el mejor año de su carrera?

- He acabado contento. El año pasado, en mi primera temporada tras jugar en Madrid, el equipo no empezó bien el curso y costó coger la regularidad. Esta última temporada ha sido distinta, hemos disfrutado mucho más todos los jugadores y esa alegría se nota dentro y fuera del campo. Este año he dado un buen nivel, pero no sé si ha sido mi mejor temporada porque cuando quedamos cuartos también me encontré muy bien. Quiero creer que hoy soy un jugador más maduro, han pasado unos cuantos años desde que debuté, he vivido experiencias en Madrid y aquí, y eso se tiene que notar.

- ¿Se puede decir que ahora entiende mejor el juego y dosifica sus esfuerzos?

- Me cuesta dosificarme porque cuando compito, cuando juego partidos, siempre voy a tope. Otra cosa es en los entrenamientos. Cuando era más joven, acababa de dejar el Sanse y no tenía el puesto asegurado, me entrenaba sí o sí aunque tuviera una sobrecarga; ahora trato de no pasarme, más vale prevenir que romperse.

- A eso se le llama jerarquía.

- Pero ni por esas tienes la plaza de titular. A este míster le gusta que se entrene todo el mundo y yo también lo hago siempre que puedo aunque no escondo que después de los partidos ando muy cargado y me cuesta seguir el ritmo. Con los años, un jugador va conociendo su cuerpo, cómo responde a los esfuerzos.

- ¿Le ha dado tiempo a dosificarse en el transcurso de la temporada? Recuerdo que en la semana que se jugó ante el Athletic apenas pudo entrenarse.

- Ha sido una temporada exigente, además por nuestra forma de jugar, presionando al rival, acabamos muertos los partidos. A medida que van pasando las jornadas, se nota esa exigencia. Durante la temporada he sufrido problemas de pubis, he tenido que entrenarme a menos ritmo algunos días, aunque por suerte he podido participar cuando ha sido necesario. Mi deseo es que el físico me responda durante la próxima temporada para dar el mejor nivel.

- ¿El descanso que han tenido en verano le ha servido para poner fin a esas molestias?

- Sigo con molestias. Trato de reforzar toda la zona abdominal para minimizar los dolores, pero no es milagroso. Ya tuve esas molestias hace tres o cuatro años y tendré que jugar con ellas tratando de que sean las menos posibles. El tobillo, por ejemplo, me ha molestado muy poco este año.

- ¿Se puede saber dónde ha estado de vacaciones?

- Estuve unos días con los compañeros del equipo en Ibiza, después me uní a la selección, y posteriormente volví a la isla con mis amigos una semana. Regresé y estuve quince días en Mutriku y por último viajé a Cerdeña ocho días con un amigo. Alquilamos un coche y recorrimos toda la isla. Nos gustó mucho.

«¿Mi mejor temporada? Cuando quedamos cuartos también me encontré bien. Ahora soy más maduro»

«Sigo con molestias en el pubis, tendré que jugar con ellas tratando de que sean las menos posibles»

- ¿Es de los que desconecta el móvil en sus días de descanso?

- Lo utilizo menos. Es preferible disfrutar de los paisajes y estar tranquilo que enfrascarte en el móvil. Puede decir que he vuelto fresco físicamente y mentalmente después de once meses a tope con el fútbol. A los futbolistas nos cuesta desconectar porque cuando sales a dar una vuelta por la calle prácticamente todos con los que te encuentras te hablan de fútbol, así que escaparme a una isla como Cerdeña me he venido de cine.

- ¿Qué ha podido hacer en verano que no haya hecho durante la temporada?

- Salir de fiesta, tomar el sol en la playa... ¿Deporte? Hice un triatlón con los amigos y poco más.

- ¿Un triatlón?

- Tenemos costumbre de hacer uno organizado por la cuadrilla. La natación no se me da mal. Salí sexto del agua de dieciséis, luego en la subida al Calvario me defendí. Para arriba no voy mal, pero en las bajadas me freno no sea que la vaya a liar. En los tres kilómetros a pie voy fácil.

- ¿Qué espera en esta temporada en la que jugarán en Europa?

- Estamos con mucha ilusión. Queremos hacer grandes cosas. Lo primero es pasar la liguilla y luego ya veremos. Nos gustaría llegar lo más lejos posible. Esta última temporada nos ha servido para coger confianza y creer en nosotros. Hemos hecho grandes partidos en esta última temporada y en una eliminatoria a doble partido podemos ganar a cualquiera. A ver si somos capaces de mantener el nivel. La mayoría, salvo Yuri, seguimos. Sabemos a lo que queremos jugar, tenemos un año más de experiencia y se tiene que notar. Puede que tengamos alguna racha negativa por el alto número de partidos que vamos a jugar, pero el juego que tenemos memorizado nos tiene que llevar a superarlas.

- La final es en Lyon.

- Está lejos, hay que pasar muchas fases, pero lo intentaremos.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos