Real Sociedad

Aumenta la incertidumbre sobre Xabi Prieto

Xabi Prieto corre junto al preparador físico en un reciente entrenamiento de Zubieta. /LUSA
Xabi Prieto corre junto al preparador físico en un reciente entrenamiento de Zubieta. / LUSA

El capitán, que acaba contrato en junio y debe comunicar una decisión sobre su futuro, sufre una pubalgia que le molesta cuando tiene que hacer algún giro o golpear el balón

Axel Guerra
AXEL GUERRA

Preocupa la situación de Xabi Prieto. El capitán de la Real Sociedad se lesionó contra el Levante el 18 de febrero cuando lanzó el penalti que supuso el primer tanto del partido y no termina de recuperarse. En primera instancia se le diagnosticó una rotura de grado I en el aductor derecho, pero la lesión ha derivado en una pubalgia y no hay fecha para su vuelta a los terrenos de juego. El '10' puede correr en línea recta a un ritmo alto -a 24 km/h- y sin ningún tipo de molestia, pero los problemas aparecen cuando tien que realizar cambios de dirección o golpear el balón. «La pubalgia es una lesión compleja que evoluciona de manera diferente en cada paciente. Hemos tenido casos como el de Januzaj en los que el futbolista se ha recuperado en 15 días y otros en los que se alarga», ha explicado el doctor Barrera durante la reunión que el club ha organizado con los medios de comunicación para repasar el estado de los lesionados del equipo y en la que también ha participado González de Suso.

En el lado opuesto de la balanza están los casos de Rulli, Zubeldia y Canales. El argentino se encuentra muy mejorado del «esguince del ligamento posterior de la rodilla derecha» y durante esta semana ya ha realizado durante varias sesiones de trabajo de portería con el grupo. Zubeldia también padece un esguince, en este caso del «ligamento interno de la rodilla izquierda», y sus sensaciones son «buenas». El miércoles comenzó a correr, el jueves participó en los tests físicos junto al resto de sus compañeros y hoy ha vuelto a realizar trabajo en solitario. Si no hay contratiempos de última hora, está previsto que el lunes se ejercite con el grupo. En el caso del cántabro se lesionó el jueves después de una aceleración una lesión de grado I «en el músculo bíceps crural derecho», es decir, en la parte posterior del muslo derecho. Es duda para el derbi contra el Eibar el domingo 1 en Ipurua (18.30 horas), aunque su presesncia no está descartada.

Misma lesión, diferente tratamiento

Carlos Martínez y David Concha padecen la misma lesión, «un choque femeroacetabular en la cadera izquierda», aunque se ha optado por tratamientos diferentes para solucionarlo. El lateral navarro fue sometido a una infiltración el miércoles, después de pasar consulta en Vitoria con el traumatólogo Mikel Sánchez y el especialista en cadera Nicolás Fiz. El lunes saltará al terreno de juego para probar sensaciones. En el caso del zurdo cántabro, pasó por quirófano el 1 de febrero y se encuentra en fase de rehabilitación. El periodo estimado para su recuperación oscila entre cuatro y seis meses.

Los galenos también aprovecharon la oportunidad para dar parte de la situación de dos canteranos que en pretemporada trabajaron con el primer equipo pero que han sufrido lesiones de consideracion: Martín Merquelanz y Pablo Sisniega. El zurdo irundarra fue operado a principio de año de una rotura de ligamentos en una rodilla y la evolución es «tan buena» que la semana que viene comenzara a correr. En cualquier caso, los doctores prefieren ser precavidos. «Mikel Sánchez no suede dar el alta hasta el sexto més después de la operación. La rodilla está muy estable y las cosas van muy bien, pero cuanto más esperemos mejor. Lo lógico es que esté listo para pretemporada, si no hay algún contratiempo».

Respecto al portero mexicano, que lleva ya tres semanas de recuperación, explican que el 22 de febrero fue operado para solucionar los problemas que tenía en su hombro derecho por una bursitis que no mejoraba. Inicialmente se optó por un tratamiento conservador que no funcióno y, finalmente, debió pasar quirófano para limpiar la bursitis y el tejido fibroso que la originaba. También se aprovechó para limar el acromion, el hueso que hace techo en el hombro, y que era lo que le provocaba el conflicto.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos