Real Sociedad

Real Sociedad: Areola, la tercera pieza del puzle Rulli

¿Despedida? Pepe Reina se emocionó al despedirse el domingo de los aficionados de San Paolo en lo que muchos han interpretado como su adiós al Nápoles./AFP
¿Despedida? Pepe Reina se emocionó al despedirse el domingo de los aficionados de San Paolo en lo que muchos han interpretado como su adiós al Nápoles. / AFP

Sería la opción txuri-urdin en el caso de que el Nápoles cubra con Rulli la marcha de Reina a París. Estuvo hace dos años en el Villarreal y es el titular del PSG, pero con Reina tendría difícil jugar y a sus 24 años sueña con estar en el Mundial de 2018

MIGUEL GONZÁLEZSAN SEBASTIÁN.

La Real Sociedad sigue atenta las negociaciones entre el PSG y el Nápoles para el fichaje de Pepe Reina, porque del desenlace de ellas depende buena parte del futuro de Rulli. La escuadra partenopea parece decidida a defender la continuidad de su portero hasta el final -la prensa italiana incluso daba anoche por segura su continuidad-, aunque sabe que será difícil retenerle ante el músculo financiero del que disponen los parisinos y su inevitable tirón para muchos de los futbolistas. Si pudo quitarle a Neymar al Barcelona, qué no será capaz de conseguir.

Hay una circunstancia que juega en contra de que el guardameta madrileño siga en Italia y es su deseo de fichar por el PSG. Le han ofrecido desde París un contrato de dos años con un sueldo anual de cuatro millones de euros sin contar las primas, una propuesta que resulta irrechazable. Especialmente cuando en Nápoles cobra menos y solo le queda una temporada por delante. Y eso sin contar con el aspecto deportivo y lo que supondría a sus 35 años defender la portería de uno de los más claros aspirantes a ganar la Champions esta temporada.

Así las cosas, ya ha comunicado a su club el deseo de marcharse y en este contexto cabe interpretar la emotiva despedida que protagonizó el domingo en San Paolo tras concluir el partido frente al Atalanta. Se acercó a las gradas para saludar a los aficionados y enfiló con lágrimas en los ojos el túnel de vestuarios.

Es el tercer portero de Francia tras Lloris y Costil, aunque aún no ha podido debutar

El Nápoles es consciente de que será difícil retenerle, por mucho que a principios de verano su presidente, Aurelio de Laurentiis, expresara su deseo de tenerle en el club «de por vida». Por eso hace días que ya ha movido ficha y el primer paso que dio fue transmitir a la Real que Rulli era su candidato número uno para sustituirle.

En la conversación habló de ofrecer cerca de 20 millones de euros al conjunto txuri-urdin por su traspaso, sin contar la parte que le correspondería al Manchester City, poseedor del 30% de los derechos del argentino. En Anoeta tomaron nota de las intenciones del conjunto napolitano para cubrirse las espaldas ante el cierre del mercado.

Rulli, que se encuentra concentrado con la selección argentina, no va a realizar ningún movimiento contrario a los intereses de la Real para forzar su salida. Siempre ha ido de cara y ha dejado su futuro en manos de Aperribay. Así lo manifestó en la concentración de Holanda en una entrevista concedida a este periódico. Valora la oportunidad que le dio el conjunto txuri-urdin de venir a Europa hace tres años y el esfuerzo que hizo el pasado verano para adquirir el 70% de su pase. Ese movimiento, en la práctica, le devolvió la libertad como futbolista para escoger su futuro después de varios años en manos de un fondo de inversión.

Ahora bien, si la Real Sociedad tiene la posibilidad de encontrarle un sustituto de garantías, no renunciaría a dar un paso adelante en su carrera como hizo hace tres años al dejar Estudiantes para venir a Europa. Tampoco el club va a retenerle si tiene la oportunidad de dar con un portero con el que se sienta seguro. Lo que pasa es que tendría que hacerlo en un tiempo récord, habida cuenta de que el mercado se cierra el viernes.

En estos momentos, lo ideal para la Real sería que la operación de Reina no se concretase y que el Nápoles no viniese a por Rulli. Pero eso no está en su mano. Se trata de un portero que ha encajado perfectamente en el vestuario y que ha experimentado una notable progresión en estos tres años. Y solo tiene 25 años. La obligación del club es mirar el mercado y estar preparado para maniobrar en caso de necesidad.

Areola necesita jugar

Ahora mismo, la alternativa más sólida en el caso de que salga Rulli es la del francés Alphonse Areola, uno de los porteros del PSG, que se vería afectado por la llegada de Reina. En una especie de jugada a tres bandas, aunque no necesariamente tendría que haber conexión entre las tres partes, Emery se haría con Reina, el Nápoles con Rulli y la Real, aprovechando el overbooking de porteros en París, iría a por el galo.

Su representante es Mino Raiola, el mismo de Jonathas, con el que la Real estableció una buena relación a raíz de las dos operaciones que realizó por el brasileño en apenas un año: su fichaje en 2015 y su traspaso al Rubin Kazán en 2016.

Areola, que tiene el sueño de jugar con Francia el Mundial del año que viene, necesita ser titular para estar en la cita de Rusia y en París no lo tiene garantizado. La pasada campaña vivió a la sombra del alemán Kevin Trapp. Solo jugó 15 partidos de Liga y en la Champions, a pesar de que fue titular en la fase de grupos, vio desde el banquillo la eliminatoria contra el Barcelona. Al menos pudo jugar la final de la Copa ante el Angers que conquistó el PSG.

Esta temporada ha empezado como titular y lo ha jugado todo. Los cuatro partidos de liga y la Supercopa ante el Mónaco. Pero si llega Reina, su situación volvería a complicarse otra vez. Y es un secreto a voces que el PSG quiere a otro portero.

No obstante, su incorporación a la Real Sociedad tampoco sería sencilla. Tiene 24 años, ha sido internacional con Francia en las categorías inferiores y aparece como el tercer portero de la absoluta por detrás de Lloris y Costil. Es decir, tiene un caché importante.

Además, Emery tendría que elegir entre él y Trapp para acompañar a Reina como segundo portero y ahora está por delante del alemán. Otro tema es que acepte el rol de suplente. Asimismo, hace dos años estuvo cedido en el Villarreal, donde dejó un buen recuerdo, quien también podría pretenderle al tener a Asenjo y Andrés Fernández lesionados. Como ven, no es fácil que se cuadren tantos intereses en tan poco tiempo y que dejen a todos satisfechos.

Más

Fotos

Vídeos