Real Sociedad

«El rol de la Real en la Liga debería ser estar entre los siete mejores»

De la Bella pugna con Markel Bergara en Getafe./ALTERPHOTOS/ACERO
De la Bella pugna con Markel Bergara en Getafe. / ALTERPHOTOS/ACERO

Tras su año de cesión en el Olimpiacos griego, Alberto de la Bella pugna con Kevin por el puesto de lateral

O.O.G.SAN SEBASTIÁN.

De la Bella (Santa Coloma de Gramanet, 1985) vive su segunda etapa en la Real y ayer fue protagonista de la entrevista de Imanol Lizasoain en el programa 'Más fútbol' de Teledonosti.

- ¿Cómo está del golpe en la cabeza que sufrió en Getafe?

- Me dolió en el momento. No sé si me dio con la rodilla o la cadera, pero fue una jugada puntual y estoy bien.

«Trato de ayudar a Kevin, que aprende muy rápido; vamos de la mano y no me planteo quitarle el puesto»

- La Real tuvo ocasiones para sentenciar pero el Getafe remontó.

- Así es. A veces el domingo a las doce es un horario que suele costar, pero el equipo salió bien al partido, dominando, y el gol tempranero facilitó las cosas. Pero a partir del minuto 60 ellos crecieron con algunas ocasiones y nosotros no supimos matar el partido con alguna de las ocasiones de gol y acabamos tristes.

.

- Es la primera vez que juego dos partidos en una semana. Soy una pieza más de la plantilla y siempre intento estar al máximo. Pero cuando el resultado no es positivo acabas con malas sensaciones.

- ¿Cómo ha visto al equipo en estas diez primeras jornadas de Liga?

- Ha habido de todo. El equipo mantiene la manera de jugar, sabe a lo que juega, que es importante, pero no podemos estar contentos del todo porque hemos dado muy buena imagen en algunos momentos, pero hemos concedido muchos goles.

- Jugando tres competiciones, ¿cuál debería ser el rol en la Liga?

- Estar entre los siete primeros. El año pasado la Real demostró que hay petencial y debemos seguir por esa línea. No podemos pensar que porque estemos en tres competiciones podemos estar satisfechos en la mitad de la tabla. Al contrario. Debemos disfrutar esas competiciones pero en Liga debemos solventar y sobre todo en casa ser más fuertes.

- Está siendo titular en la Liga Europa y la Copa, pero ¿preferiría más minutos en la Liga?

- A mí me motiva participar. Me da igual que sea en Copa ante un Segunda B. Yo estoy para jugar todo lo que pueda. Si podemos ir pasando rondas en estas competiciones, será más ilusionante y apetecible.

- ¿Cómo está viviendo la lucha por el lateral izquierdo con Kevin?

- Bien. Vamos de la mano. Yo le ayudo, le creo competencia y con todo eso él va a crecer más rápido. Se está adaptando muy bien, cogiendo conceptos sobre todo tácticamente que no tenía porque no ha sido lateral toda la vida. Pero aprende rápido y está solventando la papeleta.

- ¿Le cogerá el puesto a Kevin?

- No me lo planteo. Vivo cada día y cada semana. Esta semana tuvo un percance y he jugado yo, pero ojalá no se lesione nadie. Como plantilla, es bueno estar todos disponibles.

«Los derbis en Grecia son muy intensos; el ambiente choca pero al final te acostumbras a las bengalas»

- ¿En qué se diferencian ambos?

- Por su perfil ofensivo en categorías inferiores, Kevin se desenvuelve bien en ataque, es rápido. Es como estos laterales modernos que van saliendo, que ofensivamente aportan mucho. Y defensivamente está aprendiendo la colocación. Con su velocidad, aunque no esté bien colocado puede recuperar la posición. Yo seguramente me coloco mejor tácticamente, porque me lo ha dado la experiencia. Con la edad de Kevin cometería más errores pero he ido aprendiendo y puedo aportar la solvencia de un veterano.

- Hoy en día priman los laterales que se incorporan más al ataque.

- Sí. Son jugadores jóvenes sin demasiada altura. Parece que el jugador bajito y rápido se amolda bien de lateral, con un buen dominio técnico y que se complementa bien con el jugador de banda tenga delante.

- ¿Cómo se gestó su regreso?

- Estaba de pretemporada en Bélgica con el Olimpiacos. Había tenido un pequeño contacto con Xabi Prieto, y había una pequeña posibilidad, pero estaba dispuesto a otro año en Grecia, donde disfruté mucho. Pero tras una llamada de Loren cambié el chip y decidimos volver a casa.

- ¿Cómo reaccionó a la llamada?

- Me dio felicidad. Conocía la casa, los compañeros, el entorno y había salido bien, así que quise volver.

- ¿Cómo veía a la Real en Grecia?

- Como un aficionado más. Vi muchos partidos y prácticamente cada semana hablaba con compañeros. Hicieron partidos maravillosos.

- ¿Ha notado cambios en la Real?

- Hay muchos jóvenes, cada vez quedamos menos del ascenso, pero es normal. El crecimiento que supone a un club como la Real que suba gente de la cantera es maravilloso. Te garantiza que irán bien las cosas.

- ¿Colgará las botas en la Real?

- Tengo contrato hasta 2019, con 33 años, una edad en la que no pienso colgar. Ojalá sea aquí, pero la experiencia de Grecia fue muy buena y si toca salir fuera, no lo descarto.

- ¿Tiene sueños por cumplir?

- Ahora sí puedo decir poder cabar mi trayectoria deportiva en la Real y conseguir un título. Ojalá lo pueda conseguir Xabi Prieto.

- ¿Tuvo otra oferta a Olimpiacos?

- Estuve en contactos con otro equipo de Primera, pero valoré si seguir en una de las mejores ligas del mundo o si vivir otra experiencia. Tanto yo como la familia preferimos disfrutar otra cultura, de una experiencia que se puede vivir por el fútbol.

- ¿Cuál fue el equipo de Primera?

- El Dépor. Hablé con Gaizka Garitano. Me entendió porque él fue futbolista. Me deseó que me fuera bien.

- ¿Cómo es la liga griega?

- El nivel es menor, pero la intensidad en los partidos importantes es diferente. A las aficiones rivales no les dejan entrar en los estadios y cuando vas a un campo es una encerrona. Todo el estadio desea que pierdas, que seas pisoteado por el rival. Son ambientes que chocan pero al final acabas disfrutando siempre que no haya violencia. Te acabas acostumbrando a las bengalas.

- Ganaron la Liga y marcó dos goles que casi sellaron el título.

- Teníamos el título a punto de caramelo pero veníamos de unos partidos donde no estábamos puntuando y necesitábamos ganar. Al descanso ganábamos con un gol mío y pude redondear. Desde pequeño no metía dos goles en un partido. Lo disfruté y la celebración fue buena.

- ¿Cómo era el derbi con el AEK?

- Muy diferente. El recorrido a Panathinaikos o a AEK es en autobús y el estadio está lleno antes de llegar en autobús. Cada jugada se sigue con una intensidad extrema. Con PAOK, que es de Salónica, nos tiraron una piedra al autobús. Son vivencias que te quedan pero en lo global me quedé muy satisfecho.

Fotos

Vídeos